En octubre hubo 419 homicidios, y en noviembre se percibió un descenso con 393 muertes. Sin embargo, la suma total por año evidencia un incremento acumulado. 

Según el Instituto Nacional de Ciencias Forenses (INACIF) del 1 de enero al 30 de noviembre de este año hubo 4 mil 838 muertes, 127 más que en el mismo período del 2012, cuando se registraron 4 mil 711. 
El Ministro de Gobernación Mauricio López Bonilla, respondió a los datos oficiales diciendo: -Una estadística fría no dice nada y hay que hacer un análisis criminológico para determinar si hay aumento de muertes violentas.
La delincuencia está localizada en algunas regiones como los departamentos de Guatemala y Escuintla, donde se concentra el 60 por ciento de la incidencia criminal de todo el país. 
Como ejemplo indico  en el caso de Guatemala: en Mixco y Villa Nueva es donde más se reportan hechos delictivos. Hay regiones de Chiquimula, Zacapa, Puerto Barrios y de la Costa Sur en las que se ha dado un resurgimiento de la delincuencia. Podemos notar que hay incremento de mujeres en hechos delictivos, es el caso de las extorsiones- enfatizó López Bonilla. 
La sumatoria de casos por arma de fuego, arma blanca y por desmembramientos, de todos los meses refleja un aumento de este flagelo, informó INACIF 
Durante el 2013 se ha evidenciado un alza de hechos delincuenciales, algunos meses con más de cien muertes violentas- dijo Cintya Fernández, analista en seguridad.