El retirado nadador estadounidense Michael Phelps aseguró este miércoles que quiere volver a estar en forma y que, si se lo propone, podría retornar a las competencias, pero evitó revelar eventuales planes sobre los Juegos Olímpicos de Rio de Janeiro-2016.

‘Mi idea es volver a recuperar la forma. Engordé y quiero volver a estar en forma, hacer ejercicios. Pero no sé qué va a pasar en tres años, ni siquiera sé qué va a pasar mañana’, declaró a periodistas al margen de un evento publicitario en Sao Paulo junto al exfutbolista Pelé.

Su participación en los Juegos Olímpicos de Rio ‘es la pregunta del millón de dólares’, bromeó ante la expectativa de su posible retorno a la natación.

Phelps, que se retiró de la natación después de ganar cuatro medallas de oro y dos de plata en los Juegos Olímpicos de Londres-2012, se entrena periódicamente en el Club Acuático Baltimore Norte, en Estados Unidos.

‘Voy ahí, ayudo a los nadadores, les comento cosas, y también entreno’, señaló.

‘Pero como ya he dicho cien veces, si estoy dispuesto a volver (…) podría lograrlo, pero no estoy diciendo que voy a hacerlo’, señaló.

Hace poco se conoció además que Phelps está de vuelta en el programa de exámenes antidrogas de la Agencia Antidopaje de su país, una posible señal de que el atleta olímpico más laureado de la historia estaría pensando en Rio de Janeiro.

‘Estoy de vuelta en el agua y tratando de estar en una forma respetable. Ya dije eso hace unas semanas. Y si quiero competir de nuevo, tengo que hacer estos exámenes, pero no sé qué va a pasar’, enfatizó.

‘Quiero y necesito volver a estar en forma’, insistió el atleta de 28 años, que ha conquistado 22 medallas olímpicas, 18 de ellas de oro, algo sin precedentes.