Ocho ex-estrellas del fútbol, entre ellos el español Hierro, el argentino Kempes y el uruguayo Ghiggia, participarán el viernes del sorteo del Mundial-2014, envuelto en una polémica: la elección de una actriz blanca para presentar el espectáculo.

Para ayudar al secretario general de la FIFA, Jérôme Valcke, en el sorteo en Costa do Sauipe, 70 kilómetros al norte de Salvador de Bahia, habrá un jugador por cada país ganador de un Mundial: Cafú (Brasil), Fernando Hierro (España), Zinedine Zidane (Francia), Fabio Cannavaro (Italia), Lothar Matthaüs (Alemania), Alcides Ghiggia (Uruguay), Geoff Hurst (Inglaterra) y Mario Kempes (Argentina).

En una sala que estará repleta a reventar, también estarán presentes el ‘rey’ Pelé, designado por el Gobierno brasileño como embajador honorario del Mundial, y el ex-astro Ronaldo, integrante del Comité Organizador Local (COL) de la Copa. ‘No me siento muy cómodo con lo de sacar las bolitas porque no me siento muy cómodo de llegar a escoger algo que no sea favorable para Brasil. Pedí no tener nada que ver con eso’, dijo el miércoles Pelé a periodistas, confirmando no obstante su participación en la ceremonia.

Y no faltará la polémica. La actriz, ‘top model’ y presentadora televisiva brasileña Fernanda Lima, rubia y de ojos claros, fue escogida para presentar el sorteo en detrimento de colegas negras y mulatas, según la revista brasileña Veja. Un fiscal de Sao Paulo investiga el caso por ‘presunto racismo’. ‘No me corresponde a mí decirle a un fiscal cómo tiene que gastar su dinero, pero esa acusación es ridícula, Fernanda Lima no fue escogida porque es blanca y rubia, sino porque tiene talento’, declaró el miércoles Walter de Gregorio, director de comunicación de la FIFA, a periodistas. ‘La lucha contra el racismo es importante para nosotros y si tuviéramos la duda habríamos actuado, pero nada nos hizo dudar de esta elección’, aseguró por su lado el secretario ejecutivo del ministerio de Deportes brasileño, Luis Fernandes.