El español Javier Fernández revalidó este sábado en Budapest su título de campeón de Europa de patinaje, lo que a tres semanas de los Juegos de Sochi le sitúa como uno de los grandes favoritos a medalla en esta especialidad.

El patinador madrileño, afincado en Canadá, de 22 años, fue el único en realizar tres cuádruples saltos mortales en un ejercicio casi perfecto, con la banda de ‘Peter Gunn’ y ‘Harlem nocturne’, que le dio el oro con un total de 267,11 puntos.

Fernández superó por 14,56 puntos al ruso Sergei Voronov, plata, con 252,55, y el también ruso Konstantin Menshov completó el podio europeo con 237,24 puntos.

Fernández, que el año pasado en Croacia fue el primer patinador español en lograr un podio en un gran campeonato, se convierte así en uno de los grandes favoritos de la especialidad para obtener medalla en los Juegos Olímpicos de Sochi, que comenzarán en dentro de tres semanas.

‘He tenido un par de errores que debo mejorar para los Juegos. Creo que con un poco de suerte, tendré la oportunidad’ de ganar una medalla olímpica, dijo Fernández tras su ejercicio. ‘No quiero esperar nada. Sólo ir allá (a Sochi), tratar de hacerlo lo mejor posible y poder luchar para estar en el podio’, añadió.

El español era el gran favorito al título europeo y el pasado jueves se colocó en cabeza tras el programa corto, con una puntuación de 91,56.

El español tuvo problemas al inicio de la temporada por unos nuevos patines que comenzó a utilizar, pero volvió a usar los viejos a tiempo para prepararse para el europeo y, sobre todo, para postularse como uno de los favoritos en los Juegos de Sochi (del 6 al 23 de febrero).

Sus principales rivales en la cita olímpica serán, de nuevo, los patinadores rusos, pero los responsables del patinaje de ese país tienen una dura papeleta para elegir a sus representantes. La gran figura del patinaje ruso, el joven Maxim Kovtum, de 18 años, sólo acabó quinto en Budapest (con 232,37 puntos), tras varios errores en su ejercicio, y quedó por detrás de sus compatriotas Voronov y Menshov, a los que no se esperaba en el podio.

Y al campeonato europeo no acudió la gran estrella Yevgeny Plushenko, que espera tener una plaza reservada para Sochi.

Los dirigentes rusos deberán decidir los representantes de su país en los Juegos la próxima semana.