Las principales bolsas europeas abrieron este viernes sin dirección clara, en una jornada en la que no se esperan grandes anuncios.

En Londres, el índice FTSE-100 de los principales valores abrió en equilibrio, perdiendo tan sólo un 0,02% respecto al cierre del jueves, a 6.771,86 puntos. En Fráncfort, el Dax ganó un 0,16%, hasta 9.646,65 puntos.

En París, el CAC-40 empezó la jornada con una ligera subida del 0,08%, hasta 4.284,52 puntos, mientras que en Madrid, el Ibex-35 perdía un 1,44% en los primeros intercambios, hasta 10.093,30 puntos.