Según informó el Ministerio de Relaciones Exteriores, a través de la Agencia Guatemalteca de Noticias, los restos mortales de Deisy García, guatemalteca de 21 años, y sus dos hijas Daniela Mejía, de dos, y Jaslín Mejía, de uno, fueron repatriados hoy al país.

Según la Policía estadounidense, García fue apuñalada por su esposo, el mexicano Miguel Mejía Ramos, mientras dormía junto con sus hijas, que también fueron asesinadas. El trágico acontecimiento tuvo como escenario la  vivienda familiar ubicada en Sutphin Boulevard de Jamaica, en Queens, Nueva York.

La repatriación se llevó a cabo luego que los cuerpos fueron velados la noche del viernes en la iglesia a la cual asistía García. Se informó que luego de su arribo a Guatemala, la Cancillería costeará su traslado a Totonicapán, de donde era originaria la la joven guatemalteca.

Tanto en Guatemala como en Estados Unidos, amigos y familiares de las víctimas han repudiado el hecho y exigido justicia a las autoridades estadounidenses. Como se dio a conocer en medios nacionales e internacionales, Mejía Ramos confesó a la Policía haber cometido el triple crimen por celos y que la idea del asesinato se originó de un programa de televisión que observaba.

El autor del crimen fue apresado por los agentes de seguridad en Schoenberg, Texas, en el momento que intentaba huir hacia Austin, en el mismo Estado. Los investigadores del hecho reportaron que las víctimas murieron a consecuencia de múltiples puñaladas.