Laporta está en campaña, y hace poco tiempo se reunió con Jorge Mendes, representante de CR7 y Mourinho, para conversar de su nuevo proyecto en Barcelona.

Lo del entrenador podría ser accesible; aún cuando es poco querido con los catalanes, ya tuvo una estancia en el club cuando era asistente y traductor de Bobby Robson.

En lo que se refiere a Cristiano Ronaldo, cuando Laporta mencionó el interés, de inmediato Mendes le habría dicho que la cláusula de rescisión que fijó Real Madrid por el atacante,es de mil millones de euros, una cifra prácticamente imposible de pagar.

Las elecciones para elegir presidente en el Barcelona son en el 2016, pero Laporta ya trabaja para volver a una de las sillas más poderosas en el mundo del futbol.

Joan Laporta, expresidente de Barcelona, va con todo en su lucha por regresar a ser el máximo dirigente del cuadro catalán y si en días pasados reconoció que de volver a ser electo, apostaría por José Mourinho como entrenador, no ocultó su interés por traer a Cristiano Ronaldo a las filas blaugranas y así, devolver el golpe mediático del año 2000 cuando Real Madrid se llevó a Luis Figo.

Con información del programa de radio “El Larguero” y “Terra”