Luego de una reunión con el presidente Otto Pérez Molina, el canciller Carlos Raúl Morales indicó que se está elaborando un plan de medidas para favorecer a los migrantes, derivado de las reformas anunciadas por el mandatario de los Estados Unidos, Barack Obama, en materia migratoria. El funcionario dijo que como parte de las acciones está el fortalecimiento de los consulados y la ampliación de la red que busca acercar a los servicios a unos 600 mil guatemaltecos.

Se tiene proyectado que el próximo 6 de diciembre se inaugure la oficina consular en Tucson, Arizona, la cual contará con la presencia de la primera dama, Rosa Leal de Pérez. Posteriormente se tiene programado habilitar los consulados en San Bernardino, California y Del Río, Texas, en enero 2015.

“Con estas tres representaciones estaríamos ampliando la cobertura a 15 consulados para que puedan hacer jornadas móviles cuatro veces por mes y así tener mayor alcance de la población”, comentó Morales.

Por su parte, el ministro de Gobernación, Mauricio López Bonilla, dijo tener los insumos necesarios para que los connacionales puedan solicitar su pasaporte, que es el documento que se utiliza en el extranjero para ser identificado. Según el funcionario, en coordinación con la Dirección General de Migración se aseguraron que haya suficientes cartillas de pasaporte para los próximos tres años. “Estamos preparados para una posible demanda que pueda generarse por la aprobación de las medidas que Estados Unidos ejecute”

Según las autoridades, la migración de menores no acompañados ha tenido una disminución del 70% desde la crisis desatada hace tres meses. Además, indican que actualmente unos 16 mil 500 niños y niñas que ingresaron a aquel país cuentan con el beneficio de la reunificación familiar.