CALAS apoya a candidato de Lider que contrató a sicario

La ONG ambientalista CALAS, que centra su defensa en el ambiente y los recursos naturales y es financiada por la cooperación internacional y estatal, defendió legalmente en abril de este año a Roberto Pivaral y Pivaral, quien fue acusado de asesinato y señalado por el MP de contratar a un sicario menor de edad para eliminar un contendiente político. Hoy es el candidato a la alcaldía de San Rafael Las Flores por el partido Lider.

6012

El 24 de octubre pasado fue asesinado Wosbelí Gómez Sandoval, de 51 años de edad, en la entrada a San Rafael Las Flores, Santa Rosa. El hecho fue perpetrado por un adolescente de 17 años, quien luego fue sentenciado por el Juzgado de la Niñez y Adolescencia en Conflicto con la Ley a seis años de prisión.

Gómez Sandoval era financista del actual alcalde, Leonel Morales Pozuelo, electo por la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE). Según autoridades de la Policía Nacional Civil (PNC) de San Rafael Las Flores, la muerte de Gómez Sandoval fue por haberse negado a apoyar la campaña del precandidato a la alcaldía de dicho municipio por el partido Libertad Democrática Renovada (Lider), Roberto de Jesús Pivaral y Pivaral, de 40 años.

Así, el 22 de abril de este año el Juzgado de Mayor de Riesgo A, ordenó la captura de Pivaral y Pivaral por el delito de asesinato, según la causa número C-01076-2015-00018 del 21 de abril del 2015. De acuerdo con las investigaciones realizadas por el Ministerio Público (MP), el entonces detenido apodado como “El fumigador” le pagó al menor Q6 mil para que asesinara a Gómez Sandoval, quien en el 2011 apoyó al actual alcalde del municipio.

El crimen fue cometido por el adolescente cuando se celebraba un desfile de carrozas, con motivo del aniversario de la feria de San Rafael Las Flores, Santa Rosa. Según el MP, Pivaral y Pivaral también le facilitó el arma de fuego al sicario para que perpetrara el hecho.

A pesar que el adolescente había confesado que el autor intelectual del asesinato de Gómez Sandoval era Pivaral y Pivaral, este fue puesto en libertad por el Juzgado de Instancia Penal y Delitos Contra el Ambiente de Santa Rosa, con la ayuda de la defensa del Centro de Acción Legal Ambiental y Social de Guatemala (CALAS).

¿Porqué CALAS defiende a alguien que contrata a sicarios?

Quien defendió legalmente a Pivaral y Pivaral fue el abogado de CALAS, Rafael Maldonado. Él aparece en la foto principal en los tribunales y el pasado 1 de mayo tuiteó: “Roberto Pivaral y Pivaral ambientalista y defensor de derechos humanos fue absuelto del cargo falso que le hizo el MP”.


Al no encontrarse Maldonado, Yuri Melini, director general CALAS, dice que sí defendieron a Roberto Pivara y Pivaral porque como organización auxilian legalmente a defensores de derechos humanos; esto a pesar que en sus objetivos institucionales no especifican dicha acción, la cual va más enfocada a la defensa del medio ambiente.

El activista justifica que fue una conspiración contra Pivaral por su calidad de activista y defensor antiminero junto con otros comunitarios. Además, resta importancia a la primera declaración del menor sicario, quien aseguró que Pivaral lo contrató y pagó para asesinar a sangre fría.

Según Melini, Pivaral creó un comité cívico para correr en las elecciones municipales de San Rafael Las Flores y posteriormente decidió su afiliación al partido Lider. Sin embargo, para el director de CALAS, quien fue precandidato presidencial por la Unidad Revolucionaria Nacional Guatemalteca (URNG), que Pivaral corra en las elecciones por esta agrupación política no es ningún impedimento para que CALAS lo siga apoyando. “Creemos que él tiene el mérito y liderazgo y sobre todo tiene el apoyo de la gente”, puntualiza, aunque no revela si darán algún aporte económico para la campaña de Pivaral.

Al insistir en relación a si CALAS defiende a personas que se encuentran involucradas en hechos delictivos, Melini justifica que su cliente fue injustamente acusado y que el juez lo dejó en libertad por falta de mérito. Agrega que el parte policial tenía datos tendenciosos. Pese a que el sicario confesó, luego de la defensa legal de CALAS, cambió la versión de los hechos, aseguran fuentes policíacas.

Esta organización ambientalista fue constituida en agosto del año 2000 y apoyada por la Fundación Soros Guatemala para su desarrollo institucional, la cual además le dio acompañamiento durante once años, tiempo que funcionó para lograr el posicionamiento del centro.

Sus objetivos institucionales incluyen por todos los medios permitidos en la legislación guatemalteca la protección jurídica del ambiente, de los recursos naturales, de la diversidad biológica, del patrimonio natural y del patrimonio cultural de Guatemala. Esto, en la práctica, lo aplicaron en promover la cancelación de estudios, construcción de represas y en la suspensión de concesiones mineras y petroleras.

CALAS está integrada por organizaciones desplegadas en varias regiones. Solo en Petén suman 18 organizaciones y en Retalhuleu el contacto es a través de Codeca.

Según el monitoreo realizado, esta es una de las organizaciones que más dinero internacional ha canalizado. La información de auditorías externas de la organización que se encuentra en su página web, el financiamiento internacional y estatal solo en los años 2009, 2010 y 2011, ha alcanzado más de Q20.2 millones.

¿Quién es Roberto de Jesús Pivaral y Pivaral?

Captura de pantalla 2015-05-26 a las 2.55.37 PM

Roberto de Jesús Pivaral y Pivaral es un comunitario de San Rafael Las Flores, quien junto a otros pobladores del lugar han mantenido una oposición a las operaciones mineras, causando un verdadero conflicto social en el área. Pivaral vivió varios años en los Estados Unidos y a su regreso fue una de la primeras personas que vendió tierras a Minera San Rafael y quedó inconforme con el pago que recibió a cambio.

El comunitario es miembro del Comité por la Vida y la Paz de San Rafael Las Flores, creado por el padre Nestor Melgar, y el cual cual en sus inicios era integrado por pocas personas, que de alguna u otra manera han estado involucradas en actividades fuera de la Ley.

Pivaral y Pivaral tiene aspiraciones políticas y busca tener mayor protagonismo al decidir participar como candidato a alcalde por el partido Lider y realizar una oposición más fuerte con el grupo de personas afines a la resistencia.

Este grupo liderado por Pivaral, desde el 2012 ha protagonizado varias protestas contra la empresa metalúrgica y ha realizado diversas actividades delictivas, como la retención ilegal de cuatro trabajadores de la mina que se encontraban dentro del perímetro urbano que fueron retenidos por los pobladores, agudizando el conflicto.

También protagonizaron varios incidentes en tres municipios de Santa Rosa y uno en Jalapa por el supuesto descontento de la población con la operación de la empresa minera. En estos hechos, los opositores impidieron que trabajadores de una empresa privada efectuaran agujeros para colocar 58 postes de energía eléctrica de Mataquescuintla a San Rafael Las Flores para proveer de fluido a la mina El Escobal.

El ambiente se tornó más tenso, ya que de medidas pacíficas se pasó a enfrentamientos violentos. Al extremo de ser acusados de actos terroristas cuando un grupo de inconformes de Mataquescuintla, Jalapa protagonizaron disturbios; retuvieron a ocho técnicos integrantes del cuerpo de ingenieros del Ejército que acompañaban un convoy que transportaba explosivos para la mina; se robaron los explosivos. Asimismo, quemaron el camión y cinco vehículos de la empresa, además de un restaurante que utilizaban trabajadores de la minera, y la destrucción de cajeros automáticos.

Estos y otro tipo de acciones que provocaron zozobra en el área, llegaron al punto que el Ejecutivo decretó Estado de Sitio para el departamento de Santa Rosa y Jalapa, lo que calmó los actos violentos que provocaron desorden público.

Iglesia Católica, un actor clave

Sin embargo, los pseudolíderes no son los únicos actores sociales que desinforman a la población de San Rafael, también está la iglesia Católica que influye en los puestos de liderazgo político, según documenta Dalila Gaitán Lara en el trabajo “El conflicto minero en San Rafael Las Flores, Santa Rosa. El papel de la iglesia católica en el surgimiento de sujetos políticos”, publicado en la Revista Estudios Digital, No. 4 Guatemala: Escuela de Historia, USAC, noviembre 2014.

Para Gaitán, el papel que cumplen líderes y lideresas locales de las organizaciones religiosas en estos movimientos reivindicativos en contra de la actividad de minería, es servir de mediadores entre la iglesia y la población, así como con las autoridades locales, regionales y nacionales.

Relata que la Iglesia católica también manifestó por medios visuales, su rechazo a las actividades mineras en la región; hizo énfasis en la preservación de los recursos naturales. Para ello, se valió de carteles que fueron colocados en las puertas de las iglesias. República.gt realizó una visita a San Rafael, Las Flores para conocer la versión de la iglesia en este conflicto, sin embargo, el párroco se rehusó a hablar con los periodistas.

En un primer momento, muchas marchas, manifestaciones, caminatas y concentraciones fueron encabezadas por sacerdotes y grupos católicos con apoyo de pocos  vecinos.