Foros como el Encuentro Nacional de Empresarios (Enade) que ocurren una vez al año y que toman meses para planificar, nos dejan enseñanzas muy importantes sobre la inmensa capacidad que tenemos los guatemaltecos de ponernos de acuerdo sobre temas de país, cuando los datos se basan en información técnica y existe suficiente participación desde diferentes sectores.

La semana pasada se llevó a cabo el Enade 2016 en Ciudad de Guatemala, con la participación de 3,212 personas de diferentes partes del país.  Delegaciones de nueve territorios priorizados y del área metropolitana se dieron cita para poder escuchar las diferentes presentaciones y paneles alrededor de la temática de las ciudades intermedias.

El evento inició con la entrada del Pabellón Nacional, portado por elementos de la Policía Nacional Civil y del Ministerio Público, quienes fueron reconocidos este año por ser instituciones que han tenido importantes avances en beneficio de la población.  Luego, fue el turno de la Escuela de Música de la Fundación Carlos F. Novella, cuyos alumnos interpretaron el Himno Nacional con un arreglo musical especial para el evento.

La propuesta presentada por Jorge Benavides, analista económico de Fundesa, sentó las bases para la discusión de un panel de autoridades locales, quienes recalcaron sobre la importancia de elevar las capacidades técnicas de las corporaciones municipales, para poder lograr que las ciudades intermedias sean polos de desarrollo que se caractericen por ser ciudades resilientes, incluyentes, ordenadas y competitivas.

Luego fue el turno de Jordi Hereu, quien presentó una fotografía que hizo reflexionar a la audiencia, Centroamérica de noche, ver cómo la concentración del desarrollo se refleja precisamente en las áreas metropolitanas de los países centroamericanos, nos llama a la acción sobre la importancia de invertir más en las ciudades intermedias.

El panel de autoridades nacionales expresó que se necesita aumentar la carga tributaria en el país y la coordinación de las instituciones de Estado para aumentar la inversión social en seguridad y salud, así como la importancia de la educación para la transformación de las ciudades.

El disertante principal fue Sergio Fajardo, quien con fotografías pudo expresar los cambios que se llevaron a cabo en Medellín y el trabajo que lideró, siempre con el acompañamiento de las comunidades.  Sin duda una reflexión importante fue que el país debe enfocarse más en la educación STEM (acrónimo en inglés acuñado para referirse a la ciencia, tecnología, ingeniería y matemática), pilares fundamentales para elevar el capital humano en las ciudades intermedias.  @jczapata_s

República.gt es ajena a la opinión expresada en este artículo