El pleno de Corte Suprema de Justicia (CSJ) declaró con lugar el antejuicio planteado por el Ministerio Publico (MP) contra diputado Manuel Marcelino García Chutá, por su presunta participación en la contratación anómala de personal del Congreso de la República cuando era miembro de la Junta Directiva presidida por Luis Rabbé.

El legislador es señalado por los delitos de peculado por sustracción y abuso de autoridad. De acuerdo con el MP García Chutá habría aprobado la contratacion de 22 auxiliares bajo su cargo, con salarios entre Q7 mil y Q15 mil, los cuales 19 no cumplían con los perfiles requeridos para el puesto contratado.

Por este caso también se encuentran involucrados los expresidente del Congreso, Luis Rabbé y Aristides Crespo, quienes según la investigación se aprovecharon su posición para beneficio propio en dos modalidades: al realizar nombramientos irregulares y aprobar plazas fantasmas.