El Ministerio Público (MP) y agentes de la Policía Nacional Civil (PNC), lograron la captura de la magistrada Blanca Aida Stalling, en una abarrotería de la zona 9, luego de haber sido buscada en varios hospitales y en su vivienda en la zona 16, por tener una orden de captura en su contra por el delito de tráfico de influencias.

De acuerdo con las autoridades Stalling vestía con un atuendo con el que pretendía ocultar su identidad física, usando una peluca y ropa deportiva para evadir a la justicia. En horas de la mañana las autoridades llegaron a su residencia sin lograr su ubicación, por lo que fue hasta el medio día de este miércoles cuando es localizada en la zona referida.

La magistrada es acusada por el MP y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), por el delito de tráfico de influencias al presuntamente presionar al juez Carlos Ruano para beneficiar a su hijo Otto Fernando Molina Stalling, sindicado en el caso de corrupción conocido como IGSS-PISA.