“Todos los días nos maltratan, pero como esta amenaza no habíamos recibido”, dice Marco Tulio Gil, director de la Policía Municipal de Tránsito (PMT) de Sumpango Sacatepéquez.

Esta madrugada, cuando apenas empezaba el día, desconocidos dispararon contra la sede de la PMT y dejaron un mensaje intimidatorio contra los 23 agentes dedicados a ordenar el tráfico vehicular en el municipio.

“Entre las doce y una de la madrugada ocurrió el ataque y me enteré dos horas después”, relata Gil, quien dice que pese a la intimidación, hoy salieron a la calle a trabajar como de costumbre, aunque ya pidieron apoyo a la Policía Nacional Civil (PNC) para custodiarlos.

El Ministerio Público empezó las investigaciones para identificar a los responsables de este ataque armado que dejó siete perforaciones en la persiana del local, ubicado a dos cuadras de la PNC.

 

Mientras tanto, el entrevistado cuenta que también el alcalde de Sumpango busca apoyo para resguardar la vida de los agentes de tránsito que laboran a partir de las cuatro de la mañana y hasta después de las nueve de la noche, cuando la necesidad lo requiere, concluye Gil.