“Moonlight”, de Barry Jenkins, se llevó este domingo el Óscar a mejor película, luego de que en un error histórico se anunciara que el premio era para “La La Land”.

El productor de La La Land Jordan Horowitz enseña la tarjeta de la ganadora a la mejor película Moolinght.

Cuando los productores de “La La Land” estaban en medio de los discursos de agradecimiento, uno de ellos interrumpió y dijo: “Lo siento, no, ha habido un error. ‘Moonlight’ ganó mejor película. No es una broma, no es una broma. Me temo que leyeron la cosa errada”.

“Quiero explicar lo que pasó. Abrí el sobre y decía Emma Stone, ‘La La Land’. Por eso me tomó tanto tiempo… No estaba queriendo ser chistoso”, explicó Warren Beatty, que hizo el primer anuncio tras titubear al abrir el sobre.

La conmovedora historia de conexión humana y autodescubrimiento que transcurre en los suburbios del sur de Florida, sumó tres estatuillas, incluida la de mejor actor secundario para Mahershala Ali y guión adaptado.

“Moonlight” narra la vida de un joven afroestadounidense que lucha por encontrar su lugar mientras crece en un entorno pobre de las afueras de Miami.

Tres actores diferentes encarnan a Chiron, el personaje central, en diversos momentos de su juventud, que transcurre entre adictos a la droga y su conflicto por asumir su homosexualidad.

La obra fue elogiada como retrato de la vida de la comunidad negra contemporánea y ha sido considerada una reflexión innovadora y personal acerca de la identidad, la familia y el amor.

Al ser consultado sobre si la Academia le había dado alguna explicación, respondió: “Ninguna explicación”.

Pero poco después, PriceWaterhouseCoopers, la firma auditora del premio, se disculpó por el “error” en la presentación del premio a mejor película este domingo y explicó que Beatty y Dunaway recibieron un sobre equivocado.

“Estamos investigando cómo pudo ocurrir esto y lamentamos profundamente que haya acontecido”, indicó la empresa en un comunicado.

El presentador Jimmy Kimmel bromeó con un “Personalmente, culpo a Harvey” en referencia al bochornoso incidente del año pasado cuando Steve Harvey, el presentador de Miss Universo, confundió a la ganadora del concurso y coronó por error a la representante de Colombia en lugar de a la de Filipinas.

La La… seis

El aclamado musical “La La Land” terminó con seis estatuillas, incluida la de mejor director para Damien Chazelle, el cineasta más joven en lograrlo.

Como mejor actriz ganó Emma Stone, que estaba en el palco cuando se produjo toda la confusión y aclaró que se había quedado con su tarjeta después de recoger su premio.

“Estoy muy emocionada por ‘Moonlight’. Claro que fue increíble escuchar ‘La La Land’ pero creo que es una de las mejores películas de todos los tiempos”, dijo a los periodistas la actriz, que logró su primera estatuilla por su papel de Mia, una aspirante a actriz que se ve en la disyuntiva de elegir entre su relación con el jazzista quebrado Sebastian (Ryan Gosling) y su carrera.

La pegajosa banda sonora de esta oda a la época de oro del viejo Hollywood también fue premiada junto a la canción “City of Stars”, que se sumaron a los galardones por mejor diseño de producción y mejor fotografía.

Con 14 nominaciones, la cinta de Chazelle partía como la gran favorita de la noche.

El premio de mejor actor se lo llevó Casey Affleck por su papel en el desgarrador drama “Manchester junto al mar”, en el que interpretó a un solitario conserje que debe volver a su pueblo natal a cuidar de su sobrino tras la muerte de su hermano y enfrentar los demonios de su pasado trágico.

La cinta de Kenneth Lonergan se llevó también el Óscar al mejor guión adaptado.

Contra los muros

Estos premios rompieron el maleficio de dos años de los #OscarsSoWhite (Óscar demasiado blancos), sin actores o directores no blancos nominados, que llevó a llamados a un boicot contra la Academia.

Además del triunfo de “Moonlight”, con un elenco completo de actores negros, y de “OJ: Made In America” como mejor documental, Viola Davis también ganó como mejor actriz de reparto en su tercera nominación.

Mahershala Ali (“Moonlight”) se llevó el mejor actor secundario, convirtiéndose en el primer actor musulmán en ganar el mayor galardón del cine.

El realizador iraní Asghar Farhadi ganó su segunda estatuilla a la mejor película de habla no inglesa con “El viajante”. Farhadi no asistió a la gala en protesta al decreto del presidente Donald Trump que prohibía la entrada a Estados Unidos a ciudadanos de siete países de mayoría musulmana.

“Dividir el mundo en categorías de ‘nosotros’ y ‘nuestros enemigos’ genera miedo”, dijo en su nombre la científica iraní Anousheh Ansari, que leyó un mensaje del director, que recibió una felicitación en Twitter del gobierno de Irán.

Kimmel hizo varias bromas sobre el gobierno y en un momento tuiteó a la cuenta del mandatario: “Hey @realDonaldTrump, ¿estás despierto?”.

Gael García Bernal, que presentó uno de los galardones, aprovechó también para protestar contra el muro en la frontera con México planteado por el mandatario.

“Como mexicano, como latinoamericano, como trabajador inmigrante, como ser humano, estoy en contra de cualquier forma de muro que quiera separarnos”, sostuvo entre aplausos el actor mexicano.