59 heridos, de entre ellos 16 menores de edad y 22 muertos es el saldo de un ataque que ha sido atribuido a la organización terrorista Estado Islámico o ISIS.

Según la policía de Manchester se trata de un ataque perpetrado por una sola persona que murió en el ataque. La policía ha confirmado el arresto de una persona de 23 años con conexiones al ataque de anoche. Se investiga si se trata de una red más grande.

Los nombres de dos de las víctimas han sido publicados: Georgina Callander de 18 años, estudiante del Runshaw College y Saffie Rose Roussos de ocho años.

Se han destacado oficiales de policía por varias ciudades del Reino Unido, incluyendo Londres, algunos armados que patrullarán hoy.

“Con la gracia y ayuda de Alá, un soldado del califato logró poner aparatos explosivos en las cercanías del lugar en el que se reunían los “cruzados” en la ciudad británica de Manchester, en venganza por la religión de Alá, en una tarea por aterrorizar a los mushrikin y en respuesta a sus transgresiones en contra de las tierras de los musulmanes. Los aparatos explosivos fueron detonados en la arena de un concierto sinvergüenza, resultando en la muerte de 30 cruzados y 70 heridos. Lo que viene ahora será más severo para los adoradores de la cruz y sus aliados, con el permiso de Alá. Toda la gloria sea para Alá, Señor de la creación”, dice el comunicado de ISIS en redes sociales.

La policía de Manchester ha confirmado el arresto de una persona de 23 años con conexiones al ataque de anoche. Los nombres de dos de las víctimas han sido publicados: Georgina Callander de 18 años, estudiante del Runshaw College y Saffie Rose Roussos de ocho años.

Su majestad, la reina, publicó el siguiente comunicado: “La nación entera ha sido impactada por las muertes y heridas de tantas personas, adultos y niños, que disfrutaban un concierto anoche en Manchester. Yo hablo por todos al expresar mis condolencias a todos los que se han visto afectados en este terrible evento y en especial a las familias y amigos de quienes han muerto o resultado heridos.  Quiero agradecer a todos los miembros de los servicios de emergencia que han respondido con profesionalismo y cuidado.  Y me gustaría expresar mi admiración por la forma en la que la gente de Manchester ha respondido, con humanidad y compasión, a este acto de barbarie”.

Donald Trump dijo a la prensa que no llamará monstruos a los terroristas, a partir de ahora, los llamará por lo que son: “unos tristes perdedores”.