Durante la tarde del sábado se registró una explosión en el Centro Comercial Andino, en el norte de Bogotá, Colombia y el reporte oficial confirma tres mujeres fallecidas: Ana María Gutiérrez, de 27 años, Lady Paola Jaimes Ovalle, de 31 años y la francesa Julie Huynh, de 23 años; además, 9 heridos.

El repudio de líderes y activistas de América Latina no se hizo esperar.

Aunque ya tildan el evento de un atentado terrorista las investigaciones apenas comienzan. La región ya se solidariza con el país sudamericano, tal es el caso del presidente de Bolivia, Evo Morales:

Además, la Cancillería de Ecuador, país sede de los diálogos de paz con el Ejército de Liberación Nacional (ELN) también “rechaza estos actos violentos indiscriminados contra la población civil”.

Tributo del sitio Pictoline.

Otra de las voces es la del líder de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC-EP), Rodrigo Londoño “Timochenko”:

Asimismo, la delegación de paz del Ejército de Liberación Nacional (ELN) condenó la explosión, lo mismo que el presidente de Panamá, Juan Carlos Varela, quien también repudió el atentado y envió su solidaridad a los afectados y al Gobierno de Colombia.

El atentado se registró a las 16:54 hora local (21:54 GMT) en los baños de mujeres del segundo piso del comercial, donde detonó el artefacto explosivo.