José Mourinho, actual entrenador del Manchester United, se presentó este viernes ante el juez por una supuesta defraudación de 3.3 millones de euros.

El polémico técnico, como de costumbre, habló poco, directo y sin tanto rodeo le dijo a los periodistas que no se defendió y solo hizo ver al juzgador que ya había desembolsado el dinero.

El monto reclamado por el fisco de España corresponderían a derechos por imagen que el portugués no declaró.

“No he contestado, no he discutido”

José Mourinho se presentó en el Juzgado de Instrucción número 4 de Pozuelo de Alarcón (Madrid).

“Me marché de España en 2013 con la información y la convicción de que mi situación tributaria estaba perfectamente legal.

Un par de años más tarde he sido informado de que se ha abierto una investigación”, comentó a los periodistas que se encontraban a la salida del juzgado.

“Me han dicho que para regularizar mi situación yo tenía que pagar la cantidad ‘x’.

No he contestado, no he discutido, he pagado, he firmado con el Estado las actas de conformidad y de que estaba todo definitivamente cerrado.

Por eso he estado aquí cinco minutos, para decir exactamente a su excelencia el juez lo que os estoy diciendo a vosotros. No hay nada más que decir”, culminó y se marchó.

  • Te sugerimos leer

Capturan a exvicepresidente de Cristina de Kirchner