La planta fotovoltaica se llamará Providencia Solar de Neoen y estará ubicada en el departamento de La Paz a unos 40 kilómetros de la capital San Salvador, que contará con una capacidad de 137 MW.

La segunda planta solar de El Salvador es un trabajo conjunto entre Capella Solar en colaboración con la francesa Neoen. “El proyecto tendrá una inversión de US$150 millones y ocupará un terreno de 465 manzanas”, explicó Gustavo Simán, presidente de la empresa inversora.

La nueva planta deberá comenzar a inyectar energía a la red en abril de 2019. El inicio de la construcción está previsto para el segundo semestre de 2018.

La construcción del proyecto generará más de 500 puestos de trabajo y la comunidad será beneficiada con el 3% de la venta de energía generada en el parque, monto que será destinado a proyectos sociales.

No te pierdas:

PNC empieza a quitar bloqueos de Codeca

Con información de ElSalvador.com