Las cámaras se activan al subir al escenario los líderes de Alemania y Rusia: Angela Merkel y Vladimir Putin.

“Nosotros nunca interferimos en la vida política o los procesos políticos de otros países”, dice Putin durante una conferencia de prensa conjunta, que tuvo lugar a principios de mayo de este año.

Era un momento extraño para Merkel. Sus jefes de seguridad habían acusado a Rusia de un ciberataque contra el Parlamento alemán. Aseguraban que los servicios de inteligencia de ese país estaban intentando influir en las elecciones federales alemanas de septiembre.

En Estados Unidos, las acusaciones de interferencia rusa en el resultado de los comicios que le dieron la victoria a Donald Trump marcaron los primeros meses de su presidencia.

El Programa “The Inquiry” de la BBC se sumergió en este mundo turbio para averiguar cómo se pueden arreglar los resultados de elecciones en países extranjeros. Estas son cuatro posibles formas de hacerlo.

Lee la nota completa: Maletas con dinero, juegos mentales y hackeo: cómo se pueden manipular los resultados de unas elecciones

Lee también

Putin y Trump niegan injerencia

Al atacante de Texas lo consumían “los demonios”