Dos diputados saldrán de prisión y pasarán las Fiestas de Fin de Año en su casa. Se trata de César Fajardo y Manuel García Chuta.

Ambos diputados lograron que se les cambiara la medida sustitutiva. De manera que al pagar la caución de 400 mil tendrán arresto domiciliario.

Al tener ese beneficio se abre la puerta para que los diputados puedan recuperar sus curules.

A un paso de perder curul

Si los diputados regresan al Congreso. Karina Paz y Pablo Tzaj tendrían que dejar la curul.

Antes de asumir, Karina Paz dirigía la Unidad de Acceso a la Información del Congreso pero congeló la plaza para poder ocupar la curul. Si Fajardo regresa, ella volvería a ser empleada del Legislativo.

En el caso de Tzaj, le regresaría la curul a Manuel García Chutá, quien llegó al Congreso de la mano del extinto Partido Patriota.

Otros beneficiados con la medida

Aleksander Castillo, David Alcázar y Carlos Herrera, quienes integraron la Junta Directiva de Alfredo Rabbé también lograron el arresto domiciliario.

Los exdiputados son señalados por el caso de Plazas Fantasma ya que integraron la Junta Directiva presidida por Luis Rabbé, quien se encuentra prófugo de la justicia.

También te puede interesar:

Iniciativa permitiría modificar acta de nacimiento de personas trans