Los tatuajes de un integrante de la mafia japonesa los Yakuza, llevó a las autoridades internacionales a lograr su captura en Tailandia.

Shigeharu Shirai, de 72 años, llevaba 13 años prófugo de la justicia, pudo ser capturado por las fotos de sus tatuajes, que se convirtieron en virales en internet.

La detención del Yakuza se realizó este miércoles en Lopburi, Tailandia, ciudad conocida por los centenares de monos que corren por sus calles.

El detenido

Según la publicación del medio El Deber, Shirai reconoció ser el jefe de la banda Yakuza Kodokai, banda que forma parte de uno de los grandes grupos yakuzas.

Shirai era buscado por los delitos en su participación en el asesinato de un rival en 2003. Después del crimen el miembro de los Yakuza se refugió en Tailandia.

Sus tatuajes

Shigeharu Shirai, seguía evadiendo a las autoridades hasta que un periódico tailandés publicó una foto del hombre jugando a las damas en la calle.

La principal característica de la publicación fue el cuerpo lleno de tatuajes de la persona, además de que le faltaba el dedo meñique.

La imagen del Yakuza se volvió viral en internet, siendo compartida más de 10 mil veces lo que llamó la atención de la policía japonesa.

Con información de El Deber.