José María Guizar Valencia, alias “Z43”, marcó la historia de la criminalidad en México. Pero sus tentáculos también dejaron huella en Guatemala. Este operativo es celebrado porque representa un fuerte golpe contra el poderoso cartel de Los Zetas.

El mexicano acusado de narcotráfico, secuestro, crímenes y otros delitos, fue detenido el jueves en un exclusivo barrio de la capital mexicana, llamado Roma. Para su detención las autoridades no realizaron un solo disparo.

Operaba hacia la frontera con Guatemala

Las actividades delictivas de José María Guizar, también conocido como Charly, fueron evidentes a partir de 1998. A partir de ese año las autoridades lo siguieron.

Se le ubicó al mando de operaciones hacia el sur del país, de la mano de narcotraficantes de Colombia y Centroamérica.

Es heredero del cartel de los Valencia, un grupo delictivo pequeño, pero que pronto se unió a Los Zetas para fortalecer sus operaciones ilegales.

La droga llegaba a Guatemala y de este territorio se introducía en México para luego enviarla hacia Estados Unidos.

En 2003 estableció su centro de operaciones en el municipio de Palenque, Chiapas, donde reclutó a grupos delictivos locales. En 2005, José María incursionó en el estado de Veracruz.

A partir de 2007 se le ubicó como responsable de las operaciones de trasiego de droga proveniente de Colombia, ingresada a México vía terrestre por Guatemala.

Además, estableció conexiones con otros proveedores en Centro y Sudamérica”, detalló Sales Heredia.

El Z43 era una de los 122 principales objetivos criminales del Gobierno de México. Estados Unidos había ofrecido una recompensa de hasta US$5 millones por información que facilitara su detención. 

Masacres y crímenes “incalculables”

De todos los crímenes, el que más se recuerda es la masacre de Tamaulipas. Sin embargo, el cartel de Los Zetas encabezado por alias Charly encabezó otras matanzas, según las autoridades.

EE.UU. sostiene que bajo el mando de Guizar Valencia, la célula a su cargo asesinó a un número incalculable de guatemaltecos en su avance sistemático en la región fronteriza de México.

Hace tres años, el gobierno de Estados Unidos solicitó la extradición de José María Guizar Valencia.

Guizar cuenta con diversas órdenes de aprehensión por delitos como tráfico de armas, delincuencia organizada, homicidio y secuestro en ambos países.

Tras la detención en la colonia Roma de“El Charly” o “Z-43”, se da otro fuerte golpe a esta organización criminal que ha sembrado el terror por donde pasa.

  • Te sugerimos leer:

Oxfam reconoce el escándalo de sus directivos