El origen del heavy metal tiene un solo nombre: Black Sabbath. Esa banda inventó el género y creó la primera subdivisión importante del Rock and Roll.

Black Sabbath era percusión mística, guitarras estridentes que invitaban fuerzas desconocidas en la época y teatralidad. Nunca lo negaron, esa asociación a lo satánico y lo homoerótico era para llamar la atención, y lo lograron. El “ocultismo” hizo que la sociedad conservadora de entonces pusieran el grito en el cielo.

Quizá también te interese: The Meg, trailer tendencia del día

El Sabbath del 68

Black Sabbath nació en 1968. Fue en Birmingham, Inglaterra que Tony Iommi (guitarra), Ozzy Osbourne (voz), Geezer Butler (bajo) y Bill Ward (batería) crearon un género que cambiaría la historia de la música para siempre.

Celebremos este medio siglo, con sus temas esenciales

Lee también

Y llovieron gansos muertos del cielo