Maestros del sector público, encabezados por Joviel Acevedo, marchan este jueves para presionar al Congreso de la República por el aumento salarial aprobado por el Ejecutivo, pero todavía pendiente de desembolso.

Los docentes suspendieron las clases en al menos 12 departamentos y exigen a los diputados aprobar la ampliación presupuestaria solicitada por el Ministerio de Educación. Al cumplirse ese requerimiento, Finanzas Públicas completará el trámite y depositará el aumento a los maestros.

El incremento acordado es de 15% dividido en tres años, además de un bono anual de Q2,500.

“Magisterio Nacional realiza caminata pacífica por la homologación del Pacto Colectivo de condiciones de trabajo para los trabajadores y trabajadoras del Ministerio de Educación. La decisión está en el Congreso a ellos -los diputados- los responsabilizamos, ya que de no agilizar la aprobación de la iniciativa de ley del incremento del techo presupuestario del Ministerio de Educación, seguiremos en la lucha”, dice una comunicación del Sindicato de Trabajadores de la Educación de Guatemala (STEG).

Alumnos no reciben clases

A partir del inicio del ciclo escolar Joviel Acevedo arreció las medidas de presión con los miembros del STEG para lograr el incremento salarial. En febrero logró su objetivo tras ser atendido por el presidente Jimmy Morales, quien aprobó el aumento.

Sin embargo, se encontraron con un problema. Para atender el aumento de los maestros se requiere ampliar el presupuesto y cumplir una serie de pasos establecidos en la ley. Pero Acevedo y los docentes ya no quisieron esperar más y en varios departamentos se fueron al paro.

En algunas comunidades se reunieron con los padres de familia para anticipar la suspensión de clases y el motivo de su decisión. Esta semana la protesta fue en las sedes de las Gobernaciones Departamentales. En todas sus presentaciones responsabilizan al Gobierno de que los alumnos no estén en las escuelas porque las autoridades no agilizan el desembolso del incremento salarial.

“La responsabilidad de que las escuelas públicas estén cerradas es del gobierno irresponsable por no agilizar los procesos para la pronta homologación del Pacto Colectivo de condiciones de trabajo para los trabajadores y trabajadoras del Ministerio de Educación”, dicen los sindicalistas.

  • Te sugerimos leer:

Embajador de Estados Unidos envía mensaje por la libertad de prensa