El presidente de la FIFA, Joseph Blatter, dijo este sábado que está “conmocionado” por la forma en que las autoridades de Estados Unidos han llevado a cabo la acusación de corrupción contra el organismo y denunció una campaña de “odio” proveniente de la UEFA.

En una entrevista concedida a la televisión suiza Blatter expresó sus sospechas de que el arresto de siete funcionarios de la FIFA llevado a cabo el miércoles tras una acusación judicial por corrupción en Estados Unidos había un intento de “interferir con el congreso” de la organización que el viernes lo reeligió como líder de la entidad.