Los disturbios que iniciaron en el Paseo de la Sexta, zona 1 capitalina, siguen y se extendieron hacia la 18, 19 y 20 calles, entre las sexta y novena avenidas, lo cual ha dejando personas intoxicadas porque los vándalos continuaron causando destrozos y las fuerzas de seguridad intentan dispersarlos.

La Municipalidad de Guatemala aceptó dialogar con los representantes de los vendedores, que indicaron ser ajenos al grupo que destruye la propiedad pública.