Las hermanas Kardashian son las reinas de las redes sociales, en especial de la aplicación Instagram donde cuentan con millones de seguidores cada una, haciendo de esta herramienta del internet una fuente de ingresos.

Y es que Kim, Kourtney y Khloé Kardashian, son una sensación para las personas que utilizan esta red social, quienes las siguen no sólo por tener un apellido millonario sino también por el contenido que publican constantemente.

Pero las Kardashians no sólo son buenas para andar mostrando sus cuerpos candentes por medio de fotografías y videos, sino también son excelentes en generar miles y miles de dólares en publicidad plasmada en Instagram.

Según datos revelados en UsWeekly hay marcas que pagan de 200 a 500 mil dólares por hacer campaña dependiendo de que hermana se trate. Siendo los productos como tés para perder peso, chaquetas de ski y fajas para entrenar la cintura lo más vendido de sus fans.