Karla Martínez, presidenta de la Comisión de Salud, asegura que decidieron dar marcha atrás a la interpelación de la ministra Lucrecia Hernández Mack, por priorizar otros temas en el Congreso y luego de considerar que posiblemente no habría qoúrum.

La parlamentaria leyó un comunicado elaborado por esa Comisión en el cual insistió que el juicio político pretendía velar por la salud de los guatemaltecos y como parte de su obligación como fiscalizadores.

Además, comentó que continuarán analizando los temas de atención  a los pacientes, estableciendo “un calendario de trabajo con mesas técnicas para la rendición de cuentas y obtención de resultados en corto y mediano plazo, la instalación de parlamentos regionales de salud para escuchar a los equipos técnicos, personal y usuarios de los servicios públicos de salud y también para impulsar una agenda legislativa que aborde temas de interés para el sector de salud”.