Los diputados aprobaron reformas a la Ley del Presupuesto para que puedan pagarse obras de arrastre, así lo establece el decreto 11-2018 que debe ser sancionado por el presidente Jimmy Morales.

“Se aprueba la asignación de inversión física, transferencias de capital e inversión financiera del presupuesto para el ejercicio fiscal vigente. Las entidades deberán realizar reprogramaciones de obras físicas que sean necesarias”, detalla el decreto.

La ley, impulsada por el oficialismo y varias bancadas aliadas, establece que la reprogramación de obras de los Consejos Departamentales de Desarrollo deberán contar con el aval de los Consejos Comunitarios y Consejos municipales.

Además deben trasladar copia a la Secretaría de Planificación y Programación de la Presidencia y la Contraloría General de Cuentas (CGC).

Algunos diputados como Luis Pedro Álvarez mantienen sus dudas sobre el decreto. “Yo voté en contra. No tengo claridad sobre qué obras se trata. Sabemos que cualquier modificación al listado geográfico de obras tradicionalmente son un enorme foco de corrupción aunque no puedo adelantar que este vaya a ser el caso”, declaró.

Otro diputado que prefirió el anonimato también tiene sus dudas por los posibles compromisos que se pudieron asumir con los alcaldes.

Ampliación

El artículo dos del decreto establece una ampliación al presupuesto de hasta Q875 millones. Según el documento, solo serán elegibles los proyectos que al 31 de diciembre del 2017 cuenten con convenios y contratos firmados y avance físico constatado en acta y fotografía o video.

La lista de proyectos será validada mediante un inventario realizado por la CGC y la Secretaría de Coordinación de la Presidencia.

También te puede interesar:

Dunia Marisol Espina asume como diputada