Hubble,Herschel 36 , image, nasa
Image Credit: NASA/ESA

Esta colorida imagen, tomada por el Telescopio Espacial Hubble para celebrar el 28° aniversario del observatorio, nos muestra un espectacular tapiz estelar del universo del nacimiento y destrucción. Hablemos de Herschel 36.

En el centro de esta imagen se encuentra una estrella joven y monstruosa 200.000 veces más brillante que nuestro Sol que está disparando poderosas radiaciones ultravioletas y vientos estelares a modo de huracán, formando un paisaje de fantasía de crestas, cavidades y montañas de gas y polvo.

Quizá te interese: El Polo Norte de Júpiter

Este caos está ocurriendo en el corazón de la Nebulosa de la Laguna, un gran vivero estelar ubicado a 4.000 años luz de distancia, visible con unos prismáticos como una mera mancha de luz con un núcleo brillante.

La estrella gigante, llamada Herschel 36, está saliendo de su capullo natal de material, liberando una radiación abrasadora y vientos estelares torrenciales, que son corrientes de partículas subatómicas, que empujan el polvo en capas similares a cortinas. Esta acción se asemeja al Sol estallando a través de las nubes al final de una tormenta de la tarde.

La violenta actividad de Herschel 36

ha abierto agujeros en la nube con forma de burbuja, lo que permite a los astrónomos estudiar este caldo de cultivo estelar lleno de acción. La estrella fuerte es 32 veces más masiva que nuestro Sol y su temperatura es de 40,000 grados Kelvin; tiene casi nueve veces el diámetro de nuestro Sol.

Herschel 36 sigue siendo muy activa porque es joven según los estándares de una estrella, solo tiene 1 millón de años. Según su masa, vivirá otros 5 millones de años. En comparación, nuestro Sol es más pequeño tiene 5 mil millones de años y vivirá otros 5 mil millones de años. La imagen muestra una región de la nebulosa que mide aproximadamente 4 años luz de diámetro.

Hubble,Herschel 36 , image, nasa
Image Credit: NASA/ESA

Lee también

Hoy, lluvia de meteoros