El sector industrial se encuentra preocupado por los resultados obtenidos mediante el Índice de la Actividad Industrial en Guatemala, ya que muestran una baja de 5.9% en comparación con 2017, con una tendencia negativa.

El crecimiento registrado mediante esta medición es el más bajo de los últimos años y está influenciado por la incertidumbre que afecta la actividad industrial en el país, según el documento hecho público por primera vez por la Cámara de Industria de Guatemala (CIG).

“Con estos numeros podemos claramaente cómo el cierre de operaciones en una industria afectó gravemente el resto de indstrias del pais. Es importante que las autoridades correspondientes vean esto y sean conscientes del impacto que este hecho tiene en el crecimiento industrial y en la economía naciona”, señala Juan Carlos Tefel, presidente de la CIG.

Casi un año sin operar

Los resultados del Índice de la Actividad Industrial están influenciados por la caida en sectores como bebidas alcohólicas, industria alimentaria y  metales y minería.

En el caso de la minería la caída es de casi el 40%, en especial por el cierra de la Minera San Rafael que está a un mes de cumplir un año del cese de operaciones luego de un recurso legal. Este porcentaje negativo ha influenciado en el reporte de todo el sector industrial.

Los factores locales han influenciado de manera negativa el Índice de la Actividad Industrial y afectado el crédito y la inversión.

De acuerdo con Paulo de León, responsable del Índice, “muestran un comportamiento inusual producto del daño de expectativas económicas en los inversionistas y empresarios a raíz de la incertidumbre política y jurídica.

Se considera que el aumento del contrabando, la apreciaicón del quezal y  el incremento de los combstibles, obligan a algunas empresas a recortar gastos. Consideran que los procesos legales contra la hidroeléctricaOxec y la Minera San Rafael, sigue impactando de manera negativa en la economía.

Tendencia se puede revertir

Paulo de León considera que el crecimiento de la economía de Estados Unidos puede ayudar a revertir el porcentaje negativo. También ayudaría una resolución de la Corte de Constitucionalidad (CC), que permita reactivar las operaciones de la Minera San Rafael, ya que esta empresa impacta en otros sectores industriales del país.

“Moverl el índice está en manos del todo el país, pero principalmente de las autoridades que pueden apoyarnos en temas de certeza jurídica, contrarrestar el contrabando, mejorar el clima para la atracción de inversión extranjera. Desde el sector industrial seguiremos trabajando para mejorar el índice, pero necesitamos el trabajo en conjunto y fortalecimiento de alianzas público-privadas para resolver la situación económica del país”, comentó Javier Zepeda, director ejecutivo de la Cámara de Industria de Guatemala.

Te sugerimos leer:

Vestuario y textiles con altas expectativas de crecimiento