Política
Política
Empresa
Empresa
Investigación y Análisis
Investigación y Análisis
Internacional
Internacional
Opinión
Opinión
Inmobiliaria
Inmobiliaria
Agenda Empresarial
Agenda Empresarial

“Adiós al 2018 y Bienvenido el 2019”

Ramon Parellada
31 de diciembre, 2018

Hoy es el último día de este año. Ha sido un año particularmente raro. Uno con demasiada tensión política, mucha agresión entre los mismos guatemaltecos por diferencias de opinión, un año de lento crecimiento económico, un año en parte para olvidar no sin antes reflexionar en qué cosas debemos cambiar para que el 2019 sea un año verdaderamente mejor.

En primer lugar, hemos tenido enfrentamientos directos entre las Cortes, tanto Constitucionalidad como la de Justicia, aunque especialmente la primera, el Organismo Ejecutivo (Gobierno) y el Legislativo. Estos problemas tienen tinte ideológico y político. Mi reflexión es que la división de poderes siempre es deseable pero no lo es que se ideologice y politice la justicia, para lo cual tenemos una tarea pendiente que es aprobar una verdadera Reforma al Sistema de Justicia en el que la elección de Jueces y Magistrados para ambas cortes se despolitice eligiéndolos por sorteo entre los que califiquen profesionalmente y cumplan los requisitos. También es deseable alargar el plazo de los jueces y magistrados haciéndolos vitalicios. Claro, con un mecanismo claro para retirarlos del cargo en caso sea justificable. Nadie puede llegar a ningún puesto con un cheque en blanco.

También un año de enfrentamiento directo y total entre el gobierno y la CICIG en la que ambos dejan mucho que desear. La CICIG ha dado mal ejemplo al violar procedimientos jurídicos, violar las leyes del país y la propia justicia alterándola al presentar testigos falsos y muchas otras cosas más. Una verdadera vergüenza cuando debió ser un ejemplo que pudiera replicarse en otros países. Las Naciones Unidas no tienen nada que aportar porque también son un ente totalmente corrupto. Una entidad corrupta no puede decirla nada a otra entidad que también es corrupta como ha sido demostrado en los diferentes gobiernos de Guatemala.

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER

En segundo lugar, estas opiniones con evidencias y hechos no significan mucho en el debate público del país ya que una vez que alguna persona ha tomado su posición ignora los hechos reales, las evidencias y defiende agresivamente su punto de vista que es más sentimental que verdadero. Y pienso que nunca debemos alejarnos de los verdaderos hechos, de las evidencias, de lo que es demostrable porque caemos en un ambiente de pura especulación que no nos lleva a nada positivo ni nada bueno. Como reflexión para el próximo año debemos aprender a criticar con autoridad y basados en hechos reales y no puras especulaciones. Esto nos evitará esos tremendos roces que nos desgastan tanto y nos impiden buscar soluciones juntos para que este país retome el camino de la prosperidad.

Como tercer punto, hemos tenido un año de un crecimiento lento y mediocre. Uno de pura inercia. No hay gobierno que no aprenda a que menos, es más. Menos ministerios, menos gastos superfluos, menos injerencia en la economía, menos trabas, licencia y permisos para las nuevas empresas, significa mayor inversión en capital y por ende mayor crecimiento económico. Todo aquello superfluo donde se esté gastando innecesariamente debe reenfocarse en asuntos prioritarios que aún dejan mucho que desear como lo es la Seguridad y Justicia. Sólo garantizando efectivamente la propiedad, la vida y la libertad dentro de un verdadero Estado de Derecho lograremos ese mayor crecimiento económico que nos permitirá crear más riqueza para todos. De paso, sólo así disminuirá la inmigración hacia Estados Unidos.

Espero que el 2019 esté lleno de bendiciones y prosperidad para todos los guatemaltecos. Son mis mejores deseos para todos los habitantes de este maravilloso país.


República es ajena a la opinión expresada en este artículo