19° GUATEMALA
25/01/2022
Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Internacional
Internacional
Chapines en USA
Chapines en USA
Inmobiliaria
Inmobiliaria

Bicentenario en Pandemia

Antonio Melgar
16 de septiembre, 2021

Guatemala se acerca al bicentenario en medio de la pandemia,  que está dando golpes duros a los guatemaltecos que nos encontramos entre dolor y grandes retos a superar, consecuencia de muchos factores, entre ellos; lo complicado que ha sido llevar la pandemia con un sistema de salud débil resultado de la corrupción que sigue su paso por las instituciones públicas. 

Claro, la pandemia le da un matiz sombrío a las fiestas de septiembre, que evocan la independencia de nuestro país y que es cuestionada desde la construcción histórica razonada por los investigadores por ser un evento conveniente a las élites depredadoras de aquel entonces y que todavía están activas.

El pensamiento independentista y su bicentenario se está viendo opacado por la COVID-19, que ahora presenta en la sociedad un reto enorme en el que estamos inmersos, luchando muchos por salir adelante ante las consecuencias económicas que esto representa, a los negocios medianos, pequeños y micro, siendo sin lugar a dudas los más afectados.

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER

Lo daños a estos sectores económicos son un tanto complejos e inevitables ante las discusiones de reactivación económica que se plantean, hay que tener claridad que las condiciones de la economía en nuestro país no han sido por mucho  estables y los medianos, pequeños y microempresarios han subsistido en condiciones desfavorables en todos los ámbitos.

Esas condiciones ahora se ven agravadas por el hecho de que no logramos establecer los mecanismos necesarios en la pandemia y ahora es complicado para estos negocios subsistir ante la falta de capacidad de gasto de los guatemaltecos, cosa que no ha sido nueva, pero ahora se agrava por la misma inestabilidad laboral en los comercios y empresas, que ven afectados sus ingresos.

Por lo mismo el bicentenario es visto desde varias ópticas de perspectiva histórica, porque la condición económica débil agudizada por la pandemia y por el romanticismo que pueden evocar estas fechas, develan un imaginario social en el que la independencia es vista como una fiesta en donde el bullicio de los desfiles en las calles y las anécdotas que todos tenemos de estas fechas serán recordadas en las tertulias de los guatemaltecos.

Estos románticos recuerdos pueden dar pie a la nostalgia que seguramente muchos tendrán por estas fechas, pero por la pandemia es claro que no tendremos desfiles conmemorativos y creo que no los veremos como un evento que pueda evocar fiesta sino más bien se tendrá que ver como un momento de reflexión social.

Y al hablar de esto último, es;  que creo que debemos resaltar la crisis que enfrentamos y en su medida tratar de encontrar responsables y situaciones históricas que nos han llevado a un estado que se encuentra con problemas agudos que no han sido posibles de resolver, esto no con el fin de crear reproches sino más bien de proponer soluciones.

SÍGUENOS EN
TE PUEDE INTERESAR