18° GUATEMALA
26/06/2022
Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Guatemala
Guatemala
Migrantes Chapines
Migrantes Chapines
Inmobiliaria
Inmobiliaria

Un principio fundamental de la democracia son los tres poderes del Estado, El Salvador muestra una democracia en declive

Melanie Müllers
08 de septiembre, 2021

El presidente Nayib Bukele, buscó desde el inicio el concentrar todo el poder político en sus propias manos.  Su partido obtuvo una mayoría de dos tercios en la Asamblea Nacional, los aliados de Bukele en la Asamblea Nacional destituyeron y reemplazaron  a todos los jueces de la sala constitucional de la Corte Suprema de El Salvador, así como al fiscal general.

Bukele cree que tiene una carta ganadora que jugar contra Estados Unidos: la inmigración. Decenas de miles de salvadoreños huyen a Estados Unidos cada año y Bukele puede pensar que el gobierno de Biden necesita tenerlo como aliado para abordar los casos de raíz que obligan a los salvadoreños a huir.

El Presidente de El Salvador tambien está montando una ola de popularidad para crear su propia marca personal, una especie de franquicia con la mira puesta en sus vecinos en una región plagada de violencia, pobreza, migración forzada y corrupción.

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER

Con un lema que podría ser “Hecho en El Salvador pero necesario en Centroamérica”, Bukele se ha comercializado en Twitter y más recientemente en TikTok como la antítesis y la solución a estos males endémicos. Esta estrategia también está dando frutos más allá de El Salvador, a pesar de las cuestionables tácticas de su Presidente como irrumpir en el parlamento flanqueado por soldados, su golpe al Poder Judicial, su cruzada contra la prensa independiente y los ataques a la transparencia para excluir a sus propios funcionarios de la rendición de cuentas.  Bukele también se ha convertido en un mesías en Honduras, donando vacunas.  El Presidente de El Salvador, llevó su personalidad pública de disruptor millennial a nuevas alturas y a un lugar donde nadie puede predecir las consecuencias.

El país centroamericano es el primero en el mundo en adoptar bitcoin como moneda de curso legal.  Esta decisión de implementar el uso de bitcoin en su país y enfocarse en el público internacional pudo ser una cortina de humo, para distraer la atención de los problemas que se han visto, una manera de cambiar su imagen a nivel internacional en un momento en que el país se aleja de Estados Unidos y de organismos internacionales y cada vez se acerca más a China.

Este  próximo 15 de septiembre está previsto que el vicepresidente salvadoreño, Félix Ulloa, entregue al mandatario, Nayib Bukele, un anteproyecto con más de 200 reformas constitucionales elaboradas junto a un equipo ‘Ad Hoc’. La propuesta amplía el mandato presidencial de cinco a seis años, instaura la posibilidad de revocatoria al tercer año de gobierno y abre la puerta al matrimonio igualitario y al aborto terapéutico.

El borrador fue publicado en la página web de la Presidencia salvadoreña para su consulta y ahí se pueden ver las más de 200 reformas, con base en 4,125 propuestas de salvadoreños enviadas vía online desde 25 países y 891 recibidas en una oficina en San Salvador.  Los puntos que han causado más controversia son los relacionados con el período y la reelección presidencial, la sustitución del Tribunal Supremo Electoral por otro organismo, la prohibición de un partido único, entre otros.

El máximo tribunal de El Salvador ha dictaminado que el presidente del país puede cumplir dos mandatos consecutivos, abriendo la puerta para que Nayib Bukele se presente a la reelección en 2024.  Parece ser que Bukele tiene todo bajo control y todo apunta a querer perpetuarse en el poder, el Estado soberano de El Salvador dejó de estar al servicio del pueblo y pasó a estar al servicio de una sola persona.

SÍGUENOS EN
SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER