Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Internacional
Internacional
Opinión
Opinión
Inmobiliaria
Inmobiliaria

Advierten sobre complicado escenario de ingresos para cerrar 2013

Redacción República
16 de septiembre, 2013

En noviembre próximo la cartera de Finanzas deberá tener resuelto el panorama del cierre de los ingresos y gastos de este año. Por otro lado, se enfrentará al lento avance en el Legislativo para la aprobación de dos préstamos con organismos internacionales. Si se aprobarán, aliviarían la presión financiera. 

Con la desaceleración de los ingresos fiscales y los préstamos con el Banco Mundial (BM) y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) engavetados en el Congreso, las decisiones extremas adoptadas para resolver los problemas financieros han sido la emisión de Letras de Tesorería, y el cierre mensual de cuotas a partir de septiembre (si la entidad no ejecutó se elimina el monto del sistema). 
Analistas señalan que en lo anterior influyó el hecho de que se estimaron gastos basados en metas fuera de la realidad, y que el Impuesto al Valor Agregado (IVA) a las importaciones se mantiene similar al del año pasado, pese a que con la Reforma Fiscal se esperaban mayores ingresos. 
Después de seis eventos de subastas y licitaciones en junio pasado, el Ministerio de Finanzas Públicas (Minfin) cesó su participación en el mercado para colocar Letras de Tesorería. Sin embargo, la presión del flujo de caja y la paralización de algunos programas esenciales obligó este mes a retomar las colocaciones de estos instrumentos de deuda, que les permite financiar el presupuesto hasta diciembre, cuando se debe pagar el monto de las Letras, que hasta ahora alcanza Q765.5 millones, a una tasa de 5.30%. 
El reto es contar con los recursos para hacer el pago, pero depende de liberar los préstamos en el Congreso para financiar el gasto, y evitar problemas que podrían llegar hasta la moratoria en los pagos del servicio de la deuda. 
El Minfin advierte que ante el factor de riesgo de carecer de los recursos para pagar las Letras de Tesorería, el panorama incluye dos opciones. 
Una es el recorte del gasto que puede llevar hasta una crisis en la prestación de servicios públicos, y la otra generar deuda flotante –real– que son los compromisos devengados y que no se pagaron por parte del Minfin. 
  
SÍGUENOS EN
TE PUEDE INTERESAR