Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Internacional
Internacional
Opinión
Opinión
Inmobiliaria
Inmobiliaria

RTU y RFV serán modernizados según SAT

Allan Martinez
02 de septiembre, 2017

El Superintendente en funciones Abel Cruz expresó que necesitan actualizar el Registro Fiscal de Vehículos (RFV) y el Registro Tributario Unificado (RTU) con el fin de tener más control sobre contribuyentes y los impuestos que se reciben de vehículos. Este proyecto de modernización es con mira a los próximos años.

En cuanto a los vehículos hay más de 700 mil vehículos que no han pagado impuestos y hay otros 219 mil que tienen aún placa numérica que no se sabe dónde están. Ante esta situación informan que tuvieron que darles de baja. “Lo que queremos es retomar el tema de cambiar placas cada cinco años para tener una base de datos actualizada. También que si el contribuyente no lo hacen, se inhabilita el vehículo”. 

La última vez que se hizo el cambio de placas fue en el 2004 por lo que es necesario tener un registro más depurado. “Queremos plantear un verdadero plan. Ahora se puede hacer el traspaso de automóviles de manera electrónica y es más ágil. El proyecto de cambio de placas podría ser en el año 2019”, agregó Cruz.

Análisis mensual de CABI Analytics, artículos de análisis económico negocios y sector empresarial. Recibe en tu mail cada mes

Modernización de SAT

En el caso de RTU, la SAT busca actualizarlo ya que no responde los tiempos ni a la tecnología. Data de 1971 y necesita ser revisada la ley que le dio vida. “Estamos trabajando en un plan y el nuevo RTU podría entrar en vigencia en 2020”, dijo Cruz.

“Lo que queremos con el RTU es que se convierta en una base biométrica y que con la huella dactilar el contribuyente pueda hacer sus trámites sin necesidad de llevar algún documento físico”, explicó.

Para ello se necesita una fuerte inversión es por eso que en el Congreso hay un trámite para la autorización de un préstamo de US$50 millones por parte del Banco Interamericano de Desarrollo, el cual es exclusivamente para temas informáticos.

El funcionario agregó que se hace una consultaría con USAID la cual dura un año y medio con el fin de crear un plan operativo de trabajo en ambos documentos. La asesoría también abarca herramientas informáticas con el motivo de mejorar la atención al contribuyente y quitar papeleo.

Cruz agregó que otro de los proyectos es tener una base de datos de contribuyentes fallecidos actualizada. Informó que SAT tiene un convenio con RENAP y la mecánica es que cuando se autorice un acta de defunción inmediatamente se actualice la base de datos de SAT.

SÍGUENOS EN
TE PUEDE INTERESAR