Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Internacional
Internacional
Opinión
Opinión
Inmobiliaria
Inmobiliaria

10 hallazgos del proyecto de presupuesto para 2022

Sandra Vi
10 de noviembre, 2021

El 2 de septiembre el Organismo Ejecutivo por medio del Ministerio de Finanzas Públicas (Minfin), presentó al Congreso de la República el proyecto de Presupuesto de Ingresos y Egresos del Estado para el ejercicio fiscal del 2022, por Q103 mil 992 millones.

Después del periodo de audiencias y revisar el monto de recaudación tributaria, el 9 de noviembre, la Comisión de Finanzas y Moneda del Organismo Legislativo anunció que su propuesta se centra en la discusión de un techo de Q105 mil 939 millones. Es decir Q1 mil 947 millones más de lo planteado.

Según el artículo 171 de la Constitución Política de la República de Guatemala, en su inciso “b”, el Congreso debe aprobar, modificar o improbar el presupuesto, a más tardar treinta días antes de entrar en vigor, plazo que vence el 30 de noviembre.

Análisis mensual de CABI Analytics, artículos de análisis económico negocios y sector empresarial. Recibe en tu mail cada mes

Diversas entidades analizan el proyecto de presupuesto para conocer cómo se distribuirán los ingresos que se estiman en Q76 mil 315 millones para 2022. El Centro de Investigaciones Económicas Nacionales (CIEN), es una de las instituciones que lo analizó y presenta diez hallazgos.

1. Déficit fiscal elevado

Según el análisis del CIEN, la propuesta del presupuesto para el 2022 registra un déficit fiscal de 2.8% del Producto Interno Bruto (PIB), superior al promedio de los años previos a la pandemia y se explica por un incremento en los gastos permanentes de funcionamiento, que en el periodo 2004-2007 fueron del 7.6% del PIB, pero para 2022 representarían el 10.1% del PIB.

Además, explican que se presupuestaron Q6,368.5 millones de gastos corrientes financiados con deuda, lo cual va contra lo dispuesto en el artículo 61 de la Ley Orgánica del Presupuesto.

2. Inversión a la baja

La inversión, como parte del presupuesto total, disminuiría desde el 32.2% en el periodo 1996-1999 a 17.6% para el año 2022, en tanto que los gastos de funcionamiento aumentarían de 51.2% a 67.7% en el mismo periodo de tiempo.

3. Dónde se registra el incremento del presupuesto

El 96% del incremento en el proyecto de presupuesto para 2022 respecto al del 2021 se concentra en las Obligaciones del Estado a cargo del Tesoro (51%), el Ministerio de Educación (21%), el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (14%), y el Ministerio de Gobernación (10%).

4. No se cumplen los lineamientos Generales de Planificación

En la formulación del proyecto de presupuesto no se aplican de manera rigurosa los Lineamientos Generales de Planificación 2020-2024 emitidos por Segeplan y el Minfin.

Por ejemplo: el enfoque de gestión por resultados es utilizado, tan solo, en el 16.7% del presupuesto total de gastos para alcanzar los 24 resultados estratégicos de desarrollo, y en el 20.3% del presupuesto total de gastos para lograr 46 resultados institucionales.

5. “Mala praxis” en el proyecto de presupuesto

En el proyecto de presupuesto persiste la mala praxis de incluir en la estimación de la recaudación tributaria, un “bolsón” de otros impuestos directos e indirectos, que ascienden en el 2022 a Q1 mil 250 millones. Resalta que no se hace público el modelo para estimar los montos de los distintos impuestos.

6. Poca flexibilidad

Debido a que un alto porcentaje de los recursos presupuestarios ya tienen un destino específico y a que en el corto plazo hay gastos inflexibles, únicamente el 14.7% de los egresos puede ser empleado con cierta “flexibilidad”, porque, el 85.3% restante corresponde a egresos comprometidos.

7. Sube el rubro de gastos por salario

La masa salarial pasó del 3.5% del PIB en el periodo 2004-2007 al 5% del PIB en 2020. De aprobarse el proyecto de presupuesto del 2022, el monto destinado a cubrir la masa salarial se incrementaría en Q5,353.8 millones respecto de lo ejecutado en 2019. Los gastos en la masa salarial se concentrarían en el Ministerio de Educación (46%), de Salud (18%) y de Gobernación (15%).

8. Aumento del gasto público

Según el CIEN, la situación financiera se deterioró en 2020 como resultado del significativo incremento del gasto público y el declive de los ingresos tributarios, debido a la pandemia.

“Preocupa que una consecuencia no deseada del debilitamiento de los indicadores fiscales sería, en mediano plazo, la potencial baja de las calificaciones del crédito de Guatemala y en consecuencia, el aumento de los costos de la deuda privada y pública“, se detalla en el análisis.

9. No se enfoca en la pandemia

`Para el Centro de Investigaciones Económicas Nacionales, en el proyecto de presupuesto no se evidencia una adecuada planificación y respuesta presupuestaria a la pandemia.

El desafío principal subyace en planificar y ejecutar programas que atiendan de manera oportuna, eficaz y transparente las necesidades cambiantes de la pandemia.

10. Práctica inadecuada

De aprobarse el proyecto de presupuesto, se legislarán excepciones a otras leyes tales como: La Ley Orgánica del Presupuesto, la Ley de Servicio Civil y la Ley de Contrataciones del Estado, lo cual es una práctica inadecuada.

Te sugerimos leer:

Cómo se aprueba el presupuesto en Guatemala

Cuáles serían las prioridades del presupuesto 2022 y sus posibilidades de aprobación en el Congreso

Síguenos en Google News

SÍGUENOS EN
TE PUEDE INTERESAR