22° GUATEMALA
27/11/2022
Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Opinión
Opinión
Migrantes Chapines
Migrantes Chapines
Inmobiliaria
Inmobiliaria

Guatemala apuesta por la ciencia, la tecnología y la innovación

La ciencia, la tecnología y la innovación se reconocen desde la misma Constitución como ejes fundamentales para el desarrollo nacional.

Ana Chan
17 de diciembre, 2021

Es válido que, como ciudadanía, nos planteemos la siguiente pregunta: ¿Por qué los Estados, y por qué el Estado de Guatemala, deben asegurar o garantizar este derecho? 

La respuesta es discutida aun a nivel mundial, ya que a través de esta podremos articular una teoría del derecho a la ciencia, con el objetivo de determinar su alcance y los consecuentes compromisos de los Estados respecto a tal derecho.

Desde el Observatorio Villa Ocampo de la UNESCO, mediante el taller “Derecho Humano a la Ciencia: Perspectiva latinoamericana”, desarrollado en 2019, se ha podido concluir que:

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER DE FINANZAS

Ciencia y tecnología

La ciencia es un derecho porque el progreso científico, sus beneficios y aplicaciones son una condición para el ejercicio de otros derechos tales como el derecho a la salud, a la educación, a una vida digna libre de pobreza y de hambre, entre otros.

Para unirnos a la conversación y los esfuerzos internacionales, en Guatemala hemos reconocido y valorado el interés de la comunidad internacional para apoyar y abanderar la gran Alianza Nacional por el Desarrollo de la Ciencia, la Tecnología e Innovación (Alianza CTi), un nuevo espacio de articulación estratégica de los distintos sectores y actores del Sistema Nacional de Ciencia y Tecnología (Sincyt), compuesta por la academia, el gobierno y el sector productivo del país. Esta Alianza CTi fue formulada para promover el fomento, la organización y la orientación de las actividades científicas y tecnológicas del país, a efecto de estimular su generación, difusión, transferencia y utilización.

 

Objetivos

  1. Fortalecer, fomentar y reconocer la importancia de la función de generadores de conocimiento científico, tecnológico y de innovación, en la solución de problemas sociales y productivos de Guatemala. 
  2. Conocer las necesidades y capacidad de aportes entre los actores del Sincyt para identificar puntos de convergencia que permitan la vinculación y generación de acciones intersectoriales, para aportar en la solución de problemáticas nacionales.  
  3. Fomentar la importancia y necesidad del registro y actualización de información en el Directorio Nacional de Investigadores y el Directorio Nacional de Entidades, como referente nacional de información en CTi.  
  4. Apoyar el desarrollo, fortalecimiento e integración de un sistema nacional de información científico-tecnológica y de innovación. 
  5. Generar compromiso entre los actores de la alianza CTi, a través de la Declaración para la Alianza por el Desarrollo de la CTi.    

Los avances científicos y tecnológicos nos permiten innovar en la propuesta de soluciones a los desafíos económicos, sociales, medioambientales e incluso políticos del país, de la región y del mundo, con el objetivo de construir un futuro sostenible. Este enfoque innovador es necesario para el diseño, la formulación y la implementación de políticas públicas basadas en datos y en evidencia.

El papel de la ciencia

La ciencia tiene, además, un papel protagónico en la construcción de la paz al fomentar la cooperación internacional para alcanzar el desarrollo de las naciones y la inclusión de la niñez y la juventud en su estudio y aplicación. Así, se convierte también en una herramienta que le permite a la humanidad comprender el mundo que le rodea y aplicar esos conocimientos en beneficio propio, el de sus pares en beneficio del ambiente.

Acercar la ciencia a la población es fundamental para la transformación hacia una sociedad del conocimiento que sea capaz de elegir sus opciones profesionales, personales y políticas. Además, sirve para atraer a la ciudadanía hacia el mundo de la investigación que contribuya al desarrollo social y económico. Por ello es necesario reconocer que el progreso del país depende, entre otras variables, de la toma de decisiones fundamentadas en conocimientos científicos y tecnológicos y la capacidad de su población de crear conocimiento, de ponerlo al servicio de los demás y de innovar.

SÍGUENOS EN
SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER DE FINANZAS