24° GUATEMALA
25/01/2023
Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Elecciones Guatemala 2023
Elecciones Guatemala 2023
Vive
Vive
Opinión
Opinión
Migrantes Chapines
Migrantes Chapines
Inmobiliaria
Inmobiliaria
Deportes
Deportes

Por esta razón el Ejecutivo pidió el retiro del embajador de Suecia

Luis Gonzalez
10 de mayo, 2018

Anders Kompass, embajador de Suecia en Guatemala está por salir del país tras la petición del Ejecutivo de que sea retirado del cargo por comentarios considerados como una “injerencia” de parte del Gobierno.

La noche de este jueves la canciller Sandra Jovel ofreció una breve conferencia de prensa en la sede del Ministerio de Relaciones Exteriores y tras la insistencia de los periodistas acerca de los motivos que llevaron al Ejecutivo para solicitar la salida de Kompass, dijo que fue por haber llamado “corrupta” a la sociedad guatemalteca.

Según la Ministra Jovel, al escuchar el comentario del todavía embajador, fue citado a la Cancillería para tratar el asunto y el tema también fue abordado con la canciller de Suecia Margot Wallström, a quien se le habría explicado los motivos para pedir el relevo de diplomático.

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER

Enfatizó que esperan que los cambios se hagan a la “brevedad posible” porque dijo que con Suecia no existe ningún inconveniente, y negó que esta petición esté relacionada con el apoyo que ese país brinda a la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG).

Sandra Jovel subrayó que la decisión es “soberana” y responde a la política exterior del país.

¿Qué fue lo que dijo Kompass?

De acuerdo con ElPeriódico, el comentario que molestó al gobierno lo hizo Kompass durante la entrega de un donativo para la CICIG, el 11 de enero de este año. Lo siguiente es parte de su discurso:

“Decir que la cultura es mala no está muy lejos de decir que la gente es mala y no creo que sea correcto, tampoco un buen incentivo para alcanzar los cambios. Por esto es más correcto decir que el problema son las instituciones públicas disfuncionales, no la gente. Los cambios institucionales deben ser de una naturaleza tan integral que no solo cambian la percepción de un individuo de cómo jugar las reglas del juego, en una sociedad corrupta sino también, y quizá principalmente, hay que crear la percepción de que otros en su situación también están dispuestos a cambiar su comportamiento. Esto en otras palabras exige una medicina fuerte, y creo que en Guatemala esta medicina se llama CICIG. Muchas gracias.”, dijo Kompass en su discurso el pasado jueves.

Ese día, el embajador sueco anunció una donación de US$9 millones para la CICIG para el periodo 20017-2019. De acuerdo con la entidad que preside Iván Velásquez, Suecia, durante 10 años, ha donado US$36 millones a la institución.

Esta imagen corresponde al 11 de enero de este año, cuando Anders Kompass hizo el comentario que desaprobó el Ejecutivo.

SÍGUENOS EN
SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER