17° GUATEMALA
29/11/2022
Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Opinión
Opinión
Migrantes Chapines
Migrantes Chapines
Inmobiliaria
Inmobiliaria

Sandra Jovel: La CICIG se convirtió en una “estructura paralela”

Luis Gonzalez
06 de septiembre, 2018

La ministra de Relaciones Exteriores Sandra Jovel cuestionó la labor de la CICIG en Guatemala y consideró que la entidad se convirtió en una “estructura paralela”, similar a los grupos que pretendía combatir.

Además, la Canciller cuestionó la poca atención que el Secretario General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), António Guterres, prestó a las quejas planteadas por el gobierno contra Iván Velásquez, jefe de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG).

Con tono enfático, Jovel citó algunos procesos en los cuales la CICIG no pudo comprobar las acusaciones y los sindicados sufrieron cárcel preventiva durante muchos años.

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER

Por ejemplo el caso de los hermanos Valdés Paiz que fueron absueltos, pero estuvieron tres años en prisión preventiva; el caso Pavo Real, en que tribunales locales e internacionales fallaron a favor de los acusados, pero estuvieron detenidos.

Asimismo, citó el allanamiento realizado por la CICIG en Casa Presidencial, la muerte del exministro de Finanzas Pavel Centeno, la mediatización de los procesos penales y la violación de la presunción de inocencia en varios casos.

El discurso de Sandra Jovel

Según Jovel, la CICIG debía “garantizar y proteger en forma eficaz la labor de los individuos y las entidades defensoras de los Derechos Humanos”, y “nunca” vulnerar “la institucionalidad, la justicia, la paz y la seguridad en el país. Lamentablemente la ejecución del acuerdo (con la ONU) sin la observancia debida de las garantías constitucionales, ha causado efectos nocivos los cuales es preciso enmendar”.”

“La CICIG se convirtió en una estructura paralela a imagen de los aparatos que estaba destinada a combatir. Desde el mes de agosto del 2017 el Gobierno de Guatemala inició conversaciones de buena fe, con la Secretaria de la Organización de las Naciones Unidas al amparo del artículo 12 de solución de controversias, contenido en el acuerdo de la CICIG”, dijo la Canciller.

“Dicho artículo dispone que las partes pueden solucionar a través de la negociación, cualquier controversia relacionada con la interpretación o aplicación de dicho acuerdo. Para el efecto se presentaron pruebas documentales sobre acciones que vulneran derechos y libertades de los ciudadanos”, añadió la funcionaria.

“El Secretario General de las Naciones Unidas y su equipo ignoraron las preocupaciones del Gobierno de Guatemala, tanto respecto a la interpretación del acuerdo como su aplicación. Estas acciones han vulnerado y violentado los derechos de los guatemaltecos e irrespetado las garantías procesales consagradas en el pacto de derechos civiles y políticos, polarizando además a la sociedad guatemalteca al abusar y extralimitarse en su mandato, la intromisión en los asuntos internos del país, la manipulación de la justicia que atenta contra la presunción de inocencia y el debido proceso, se han convertido en el modus operandi de la CICIG en Guatemala”, enfatizó Jovel.

“Un acto de intromisión de asuntos internos que no le competen al mandato de la CICIG. El señor Iván Velásquez ha presionado al Congreso de la República para hacer reformas a la Constitución Política de la República y enmiendas a leyes ordinarias del país. Dicha intromisión llego al colmo de cabildear leyes e invitar a los jefes de bloques del congreso a influir en decisiones de dicho órgano estatal”, subrayó.

“Por otro lado, la CICIG manipuló la justicia en casos paradigmáticos como los hermanos Valdés Paiz, por el asesinato del abogado Rodrigo Rosenberg, donde estos estuvieron en prisión preventiva por ocho años y al final fueron absueltos. Además el abuso de la mediatización de los casos ante la opinión pública donde se llegó incluso a intimidar, aterrorizar a la ciudadanía. Es también un exceso en las funciones de dicha comisión violentando el principio de presunción de inocencia. Vale la pena recordar el allanamiento de la CICIG en Casa Presidencial, como uno de los más preocupantes y sobre el cual existe un video que describe la forma violenta en que se efectuó dicho allanamiento”, añadió.

“Otros ejemplos para ilustrar lo anterior incluyen la muerte del señor Pavel Centeno, el caso del joven Zimeri, por lesiones causadas por personal de la CICIG y encubrimiento y manipulación de evidencia del señor Velásquez”, agregó.

“El caso Pavo Real, por ejecuciones extrajudiciales, donde los implicados fueron absueltos por no existir evidencias suficiente tanto en juzgados nacionales extranjeros”.

  • Te puede interesar:

“Ante estos excesos se decidió no prorogar el mandato de la Comisión y también impedir el ingreso del señor Velásquez al país, dado que su presencia no solo atenta contra el orden y la seguridad pública, sino que también afecta la gobernabilidad e institucionalidad del país”, comentó.

“También se ha solicitado al Secretario General de las Naciones Unidas que haga cumplir con responsabilidad que tiene la CICIG, de trasladar sus capacidades a las instituciones nacionales y fortalecerlas”, remarcó.

“Por lo tanto el Gobierno de Guatemala reitera su compromiso de luchar contra la impunidad, en particular contra la corrupción. Asimismo, hace un llamado a todos los sectores de la sociedad guatemalteca a que expresen sus opiniones con total respeto a la autoridad legítimamente constituida a fin de evitar mayor polarización en la sociedad”, apuntó la funcionaria.

“Además se hace un llamado a la comunidad internacional para que colabore en la búsqueda de soluciones y respeto a las decisiones soberanas de Guatemala”, externó.

“Reiterando al Secretario General de las Naciones Unidas para que de manera imparcial e inmediata atienda las preocupaciones de un estado miembro de la organización”, expuso la funcionaria.

“Señor Secretario General, usted está al servicio de los Estados miembros, es inaceptable y contrario a los propósitos de las Naciones Unidas que pretenda constituirse en una instancia supranacional que dicta a los gobiernos como ejercer sus atribuciones que electoralmente le han delegado sus ciudadanos, hacerlo, vulnera la soberanía de los Estados”, concluyó Sandra Jovel.

SÍGUENOS EN
SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER