15° GUATEMALA
02/12/2022
Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Opinión
Opinión
Migrantes Chapines
Migrantes Chapines
Inmobiliaria
Inmobiliaria

Programa Familias Saludables: La salud y nutrición renacen en San Pedro Carchá

Content Marketing
13 de octubre, 2020

El Programa de Desarrollo Sostenible dirigido por el Complejo Hidroeléctrico Renace ha permitido que miles de mujeres del municipio de San Pedro Carchá, Alta Verapaz, tengan un rol más importante en el desarrollo integral de sus familias, por medio de capacitaciones en temas de salud y nutrición para garantizar la higiene y seguridad alimentaria de sus hijos.

Familias Saludables inició en 2018 con un gran énfasis en las mujeres y los menores de cinco años de edad. Uno de sus principales objetivos es capacitar sobre prácticas de higiene y salud para atender la “Ventana de los Mil Días” y así reducir la desnutrición crónica y la mortandad materna e infantil.

El programa ha apoyado a la reducción de la desnutrición crónica en un 32.46% en las comunidades vecinas al complejo hidroeléctrico. También se han logrado cambios en temas de higiene para el hogar, ya que las participantes han recibido recursos básicos para la higiene, brindando apoyo y seguimiento durante la primera edad de los niños. 

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER
El programa Familias Saludables capacita a mujeres en tema de salud y nutrición para garantizar la seguridad alimentaria de la niñez.

Con Familias Saludables más de 500 niños han sido atendidos a través de controles antropométricos, entre 2018 y 2020, y se han realizado al menos 63 visitas domiciliarias a niños en riesgo o estado de desnutrición.

Salud y prevención del covid-19

Renace también incluyó en el programa Familia Saludables capacitaciones para la elaboración de productos artesanales para uso familiar. En total, se ha logrado fortalecer las capacidades de 2 mil 784 mujeres. Muchas ahora elaboran productos artesanales o preparan nuevas recetas de cocina. Lo aprendido en los talleres les ha permitido también emprender sus propios negocios.

Muchas otras mujeres aprendieron a fabricar jabones, ungüentos y también sobre mejores prácticas de crianza, higiene personal en el hogar y de alimentación adecuada para sus hijos. Lo único que ha pedido Renace a las mujeres es poner en práctica lo que aprenden durante las capacitaciones. 

“La mentalidad cambió y las mujeres no solo se quieren empoderar, también quieren que sus hijos estudien y logren una mejor calidad de vida”

Vilma Tzi Tutul, gestora social del programa Familias Saludables.

Vilma Tzi Tutul, gestora social del programa Familias Saludables, comenta que en abril, poco después del primer caso de covid-19 en Guatemala, se suspendieron las capacitaciones, sin embargo, la comunicación con las mujeres continuó por medio del contacto con las monitoras de las comunidades y mensajes de texto. Durante el confinamiento se les pidió poner en práctica lo aprendido para evitar contagios de coronavirus

“Antes de que se desatara la pandemia recibieron una capacitación sobre el lavado correcto de las manos, los alimentos y de cada cuánto y cómo bañar a sus hijos. Enviamos mensajes de texto para recordarles la forma correcta de lavar sus manos, desinfectar verduras y el uso adecuado de la mascarilla”, narró la gestora social del programa.

El Programa apoyó en la reducción de la desnutrición crónica en un 32.46% en las comunidades vecinas al Complejo Hidroeléctrico Renace.

Nuevas lideresas

Para Vilma el esfuerzo que se ha realizado desde 2018 ha permitido cambios estructurales en las comunidades. Si bien los resultados han llevado su tiempo, la gestora social señala que a sus 28 años le reconforta saber que ahora se trabaja en la generación de nuevas lideresas, como es el caso de la señorita Verónica Choc Coc.

“Verónica es una joven que es tomada en cuenta por su liderazgo. Tiene un gran peso en su comunidad. Ha sido presidenta del Comité Femenino y formó parte de la Comisión de Salud. No tiene miedo de hablar en público o miedo a intentar algo”, comenta la gestora. 

Verónica Choc Coc poco a poco ha ganado espacios de participación ciudadana que le permiten opinar y votar en favor de su comunidad. La joven de 26 años es una de las más de 2 mil 700 mujeres capacitadas en el programa Familias Saludables. Su caso ilustran también el renacer de la equidad de género en varias comunidades de San Pedro Carchá, Alta Verapaz.

“En los Cocodes (Consejos Comunitarios de Desarrollo Urbano y Rural) es común ver a hombres, ahora también se ve la participación activa de las mujeres. En las comunidades tenemos dos monitoras, muchas son miembros de su Cocode. Tienen voz y voto durante las asambleas de sus comunidades”, concluye Ramírez. 

Te puede interesar leer:

SÍGUENOS EN
SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER