25° GUATEMALA
20/05/2022
Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Guatemala
Guatemala
Migrantes Chapines
Migrantes Chapines
Inmobiliaria
Inmobiliaria

¿Cómo lograr bienestar sin sacrificar el placer de una buena comida?

María Inés Rivera
16 de septiembre, 2021

Todos nos hemos preguntado como podemos llevar un estilo de vida más saludable, sin necesariamente tener que sacrificar el sabor de una buena comida.

Conforme pasa el tiempo cada vez hay más opciones de comer delicioso y saludable, siempre buscando un balance en la alimentación.

Gabriela Catrin una nutricionista con más de una década de experiencia, estuvo en República para explicarnos más al respecto.

Catrin trabaja desde hace más de 10 años como asesora de la industria alimentaria promoviendo y resaltando las propiedades nutricionales y saludables de los productos alimenticios.

Por otro lado, brinda servicios de promoción de salud y consulta nutricional. Además, es educadora en diabetes y certificada en nutrigenética.

Dietas restrictivas y prohibitivas

La licenciada Catrín, explicó que se ha visto en distintos estudios que las dietas que incluyen más restricciones de comidas y prohibiciones, lejos de ayudar generan respuesta contradictoria. Por consiguiente, esto genera un efecto rebote.

Esto contribuye que las posibilidades de padecer obesidad y enfermedades relacionadas. Por lo tanto, las personas no se acercan a sus objetivos, si no se alejan de ellos.

La experta explicó que las dietas sin placer y llenas de restricción calórica están destinadas al fracaso.

Restricción calórica y estrés

Los procesos bioquímicos que surgen como respuesta a la disminución de la glicemia debido al ayuno de comida o restricción calórica, termina en la generación de estrés.

La experta explicó que esto se da a través de las siguientes respuestas, las cuales llegan a generar estrés debido al ayuno o a la restricción calórica.

Algunas de las consecuencias del estrés producido por el ayuno y el cortisol es la activación de sistemas de recompensa para aumentar la sensación de placer. Por otro lado, los sistemas de recompensa llevan a buscar fuentes que generen placer como alimentos de alta palatabilidad.

Esto tiene como consecuencia el efecto rebote o la reganancia de peso y grasa corporal, llevándote al día uno.

Dietas que conllevan la prohibición del placer en la comida

Estas son dietas donde se prohiben muchísimos alimentos, principalmente los que se creen que son “malos”.

El cerebro está acostumbrado a recibir placer y recompensa a través de diferentes fuentes y la comida es una de ellas.

  • Dietas que no incluyen alimentos placenteros y prohíben gran cantidad de alimentos que son considerados como “malos”.
  • Son dietas “relámpago” e insostenibles en el tiempo.
  • Mayor deseo por consumir los alimentos placenteros.
  • Destinadas al fracaso.

Gastronomía nutricional

La experta inició diciendo que la comida rica y saludable sí es posible a través de este tipo de gastronomía. Esta gastronomía es la unión de la ciencia y la práctica, donde se utilizan los conocimientos de la nutrición para llevarlos a la práctica en la cocina. Por consiguiente, se busca facilitar y mejorar la adhesión de los tratamientos dietoterapéuticos.

Por lo tanto, este tipo de gastronomía ayuda a cocinar comida de forma apetitosa los diferentes grupos de alimentos. Se toma en cuenta gustos y preferencias personales y culturales en la comida.

Busca el apoyo en seleccionar materias primas de calidad nutricional que permitan mejorar el valor nutritivo de las recetas habituales. Además, enseña a adaptar recetas según patologías existentes y a modificar recetas sin eliminar alimentos especialmente si éstos son placenteros para quien los consume.

Por último, facilita la adherencia a los planes alimentarios con resultados más duraderos y exitosos.

El azúcar el sabor dulce de la gastronomía nutricional

Hablar del azúcar es importante, porque suele ser la comida que las dietas tradicionales suelen eliminar, explicó la experta. El azúcar no debe eliminarse si no debe saber utilizarse porque tiene diversos valores. Primero, porque permite alargar la vida útil de los productos, ya que es considerado un preservante natural.

Este alimento, mantiene el sabor dulce en alimentos o bebidas frías y calientes. Por otro lado, proporciona textura, cuerpo, color (dorado) y aroma a los alimentos horneados. Además realza el sabor y equilibra la acidez de los alimentos no dulces, como aderezos y salsas. Por último, alimenta la levadura para que se fermente permitiendo el crecimiento de los panes.

Otros beneficios de la azúcar en la comida

La experta explicó que otro de los beneficios de la comida con azúcar, es que la generación de energía a partir de glucosa permite esfuerzos musculares intensos y rápidos durante la actividad física.

Por otro lado, proporciona energía que permite recuperar de forma rápida el desgaste físico que implican algunas actividades físicas o intelectuales de la jornada diaria.

Además, contribuye al éxito de la pérdida de peso ya que favorece el consumo de alimentos claves y el apego a la dieta se hace más placentero y con menos calorías en la comida.

Mejora el consumo de alimentos cuando aparecen problemas sensoriales como la disminución del gusto y el olfato, que afecta el consumo de alimentos y el estado nutricional.

La experta explicó que cuando se prohíbe una comida como el azucar, también se prohibe cierto valor cultural, tradiciones, celebraciones y paseos.

Estrategias para mantener el sabor y la salud en la comida

La licenciada Catrin empezó diciendo que es importante el uso de limentos funcionales. Este tipo de alimento debe cumplir tres funciones:

  1. Nutricional, esencial para la persona.
  2. Sensorial, que brinde placer a través del sabor, textura, olor, etc.
  3. Fisiológica, con propiedades que benefician la salud más allá de las nutricionales.

Por lo tanto, se puede utilizar fibra, la cuál brinda saciedad y mejora la digestión y absorción. Incluir probióticos, también ayuda en la salud digestiva y la salud inmunológica.

Otra de las opciones es incluir omega 3 y 9, estos ácidos grasos mejoran la salud cardiovascular y neurológica.

La experta explicó que utilizar los alimentos lo más frescos posible para mantener el contenido de los componentes bioactivos.

Por otro lado, las técnicas de cocción también son importantes. Algunos de los consejos dados por la experta fueron:

  1. Debe ser rápida, para evitar pérdida de nutrientes.
  2. Moderada de aceite y/o azúcar, para evitar exceso de calorías sin sacrificar sabor y características.
  3. Higiénica, para garantizar inocuidad.
  4. Tipos de cocción adecuada: Vapor, ebullición, plancha, horno, salteado, etc.

“Demos a los alimentos placenteros su espacio en nuestra alimentación habitual, siempre que sea moderado podrán seguir aportando su arte a la gastronomía, su placer a los sentidos y su energía a la vida”

SÍGUENOS EN
SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER