Política
Política
Empresa
Empresa
Investigación y Análisis
Investigación y Análisis
Internacional
Internacional
Opinión
Opinión
Inmobiliaria
Inmobiliaria
Agenda Empresarial
Agenda Empresarial

Melissa Kirste: Cámara en mano, corazón de madre

Una madre y profesional que combina su pasión por la cámara con su rol de mamá, demostrando que es posible triunfar en ambos mundos.

Alicia Utrera
10 de mayo, 2024

En Guatemala, país rico en cultura y tradiciones, muchas mujeres están redefiniendo el concepto de ser madre trabajadora. Un ejemplo de ello es Melissa Kirste, una fotógrafa que ha logrado marcar su nombre en el mundo de la fotografía mientras equilibra su vida familiar con tres hijos. Hoy, en el Día de la Madre, su historia resalta como un faro de inspiración y empoderamiento.

Melissa comenzó su carrera hace una década, motivada por la pasión que despertó al recibir una cámara de su hermano. “Empecé tomando fotos en eventos familiares y me enamoré de poder revivir esos momentos a través de mis imágenes”, explicó Melissa. Pero fue la maternidad la que profundizó su amor por la fotografía, transformándola en una herramienta para captar y preservar los recuerdos de sus propios hijos.

Compaginar la maternidad con una carrera exigente como la fotografía no ha sido tarea fácil. Melissa admitió que fue desafiante cuando sus hijos eran pequeños. Sin embargo, ha encontrado el equilibrio perfecto mediante una organización meticulosa y priorizando siempre a su familia. “Tengo una agenda que me permite gestionar mi tiempo eficazmente, siempre dando prioridad a mi familia”, dice.

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER

Apoyo incondicional: La base del éxito de Melissa Kirste

El apoyo de su esposo ha sido fundamental en su camino. “Sin él, nada de esto sería posible”, señaló Melissa; sin embargo, destacó también la ayuda de abuelos, tíos y niñeras que forman parte de su red de apoyo. Juntos, han creado un entorno que permite a Melissa prosperar tanto en su profesión como en su rol de madre.

A pesar de los estereotipos y desafíos que enfrentan las mujeres trabajadoras en Guatemala, Melissa se ha mantenido firme. “Crecí viendo a mi mamá trabajar y siempre supe que era posible hacer lo mismo”, comentó. Con el tiempo, ha visto un cambio significativo en la percepción social y ha observado que cada vez más mujeres se sienten empoderadas para seguir sus pasiones y carreras.

Melissa Kirste no solo capta momentos a través de su lente, sino que también deja un legado de empoderamiento y dedicación. Su consejo para otras madres que desean emprender sobre este mismo camino es que: “No tengan miedo de perseguir sus sueños. Establezcan metas cortas y realistas, y nunca se saboteen comparándose con otros.”

Asimismo, Melissa Kirste reflexionó sobre el significado más profundo de la maternidad en su vida. Con una sonrisa llena de emoción y orgullo, compartió: “Ser mamá lo es todo para mí; es una experiencia pura, real y profundamente enriquecedora que transforma cada aspecto de mi vida.” Su voz se suaviza al hablar de sus hijos, evidenciando así cómo este rol no solo ha moldeado su carrera como fotógrafa, sino que también ha infundido cada captura y proyecto con amor y dedicación.

Mirando hacia el futuro, Melissa está emocionada por nuevos proyectos que incorporarán técnicas innovadoras y seguirán celebrando la maternidad. Su historia no solo celebra su éxito como fotógrafa, sino también como madre, demostrando que con determinación y apoyo, las barreras pueden transformarse en oportunidades para crecer y triunfar.

 

 

Melissa Kirste: Cámara en mano, corazón de madre

Una madre y profesional que combina su pasión por la cámara con su rol de mamá, demostrando que es posible triunfar en ambos mundos.

Alicia Utrera
10 de mayo, 2024

En Guatemala, país rico en cultura y tradiciones, muchas mujeres están redefiniendo el concepto de ser madre trabajadora. Un ejemplo de ello es Melissa Kirste, una fotógrafa que ha logrado marcar su nombre en el mundo de la fotografía mientras equilibra su vida familiar con tres hijos. Hoy, en el Día de la Madre, su historia resalta como un faro de inspiración y empoderamiento.

Melissa comenzó su carrera hace una década, motivada por la pasión que despertó al recibir una cámara de su hermano. “Empecé tomando fotos en eventos familiares y me enamoré de poder revivir esos momentos a través de mis imágenes”, explicó Melissa. Pero fue la maternidad la que profundizó su amor por la fotografía, transformándola en una herramienta para captar y preservar los recuerdos de sus propios hijos.

Compaginar la maternidad con una carrera exigente como la fotografía no ha sido tarea fácil. Melissa admitió que fue desafiante cuando sus hijos eran pequeños. Sin embargo, ha encontrado el equilibrio perfecto mediante una organización meticulosa y priorizando siempre a su familia. “Tengo una agenda que me permite gestionar mi tiempo eficazmente, siempre dando prioridad a mi familia”, dice.

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER

Apoyo incondicional: La base del éxito de Melissa Kirste

El apoyo de su esposo ha sido fundamental en su camino. “Sin él, nada de esto sería posible”, señaló Melissa; sin embargo, destacó también la ayuda de abuelos, tíos y niñeras que forman parte de su red de apoyo. Juntos, han creado un entorno que permite a Melissa prosperar tanto en su profesión como en su rol de madre.

A pesar de los estereotipos y desafíos que enfrentan las mujeres trabajadoras en Guatemala, Melissa se ha mantenido firme. “Crecí viendo a mi mamá trabajar y siempre supe que era posible hacer lo mismo”, comentó. Con el tiempo, ha visto un cambio significativo en la percepción social y ha observado que cada vez más mujeres se sienten empoderadas para seguir sus pasiones y carreras.

Melissa Kirste no solo capta momentos a través de su lente, sino que también deja un legado de empoderamiento y dedicación. Su consejo para otras madres que desean emprender sobre este mismo camino es que: “No tengan miedo de perseguir sus sueños. Establezcan metas cortas y realistas, y nunca se saboteen comparándose con otros.”

Asimismo, Melissa Kirste reflexionó sobre el significado más profundo de la maternidad en su vida. Con una sonrisa llena de emoción y orgullo, compartió: “Ser mamá lo es todo para mí; es una experiencia pura, real y profundamente enriquecedora que transforma cada aspecto de mi vida.” Su voz se suaviza al hablar de sus hijos, evidenciando así cómo este rol no solo ha moldeado su carrera como fotógrafa, sino que también ha infundido cada captura y proyecto con amor y dedicación.

Mirando hacia el futuro, Melissa está emocionada por nuevos proyectos que incorporarán técnicas innovadoras y seguirán celebrando la maternidad. Su historia no solo celebra su éxito como fotógrafa, sino también como madre, demostrando que con determinación y apoyo, las barreras pueden transformarse en oportunidades para crecer y triunfar.