Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Internacional
Internacional
Opinión
Opinión
Inmobiliaria
Inmobiliaria

Querer es poder

Betty Marroquin
26 de septiembre, 2016

El otro día tuve el gusto de visitar la planta San Miguel de Cementos Progreso, y quedé realmente impresionada por varios motivos que creo ejemplifican que cuando alguien tiene voluntad y procede eficaz y eficientemente, se logran metas más que importantes. Esta empresa, catalogada internacionalmente como una de las mejores empleadoras por los beneficios que reciben sus trabajadores y la primera empresa guatemalteca premiada por Ethisphere como una de las empresas más eticas del mundo, fue creada en 1899 por un inmigrante italo-alemán llamado Carlos Federico Novella Klee. Este visionario emprendedor se percató de la precaria construcción que se realizaba con adobe, que todos sabemos es inestable especialmente en un país altamente sísmico como el nuestro, y conociendo la calidad de la construcción en Europa, quiso traer a Guatemala el cemento como un material innovador para mejorar la creación de edificaciones de todo tipo y especialmente vivienda.
Lo primero que me impacto en la visita fue ver a sus trabajadores sonrientes, trabajando con un evidente agrado y sobre todo, con mucho orgullo. Los que manejan los enormes camiones en que se trasladan los materiales, los que asean las instalaciones, los guardias, los ingenieros, el personal administrativo, las personas que laboran en el vivero y muchos mas, en la cara de todos se nota que disfrutan su trabajo, agradecen la oportunidad de empleo y comentan con orgullo los numerosos años que llevan en sus cargos. El Código de Valores, Ética y Conducta (COVEC), es la base sobre la cual trabajan todos sus empleados, en todos los niveles.

Me impactó especialmente una joven ingeniera que nos comentó sobre su vida. Ella es graduada de una de las escuelas y universidades especializadas con las que Cementos Progreso ha creado alianzas (entre ellas, si mis amigos, hasta la tricentenaria USAC). Uno de los objetivos de estas alianzas es que su personal se eduque y que los hijos de sus trabajadores también gocen de acceso a educación de calidad desde la más temprana edad. Ella podía al graduarse optar por un empleo en otra parte y sin embargo, eligió vivir cerca de la planta donde trabaja con el equipo de ingenieros que operan la planta, primero porque esa es su pasión y segundo para evitar el tráfico. Tambien me asombre al ver que cuidan a tal punto de sus colaboradores, que tienen hasta dentistas en planta para velar por la buena salud de los mismos, sin mencionar otros beneficios como comedor, transporte, entre otros.
La planta San Miguel produce cemento certificado internacionalmente por sus altos estándares de calidad y de respeto al medioambiente. Contrariamente a lo que plantean quienes se oponen al trabajo que realiza esta corporación, las canteras de dónde extraen los materiales para la fabricación de cemento, al terminar su explotacion la tierra puede ser fértil y útil para construcción de vivienda, y muchas otras cosas. No es verdad que se vuelve tierra muerta, como insinúan quienes atacan este rubro.
Cementos Progreso reutiliza desde el agua que corre en sus sanitarios, hasta la basura que les envía una mancomunidad de alcaldes de San Marcos y Quetzaltenango. El objetivo es reducir la contaminación y sacarle provecho a la basura, como hacen países desarrollados.

Tambien conoci Agrobosques, unidad que desde 1985 se dedica a reforestar Guatemala y contribuir a reducir la deforestación ocasionada por el aumento en la población. Agrobosques produce 2 millones de plántulas anuales que se plantan en la cuenca del Río Plátanos, cuenca del Río Xayá-Pixcayá y en la cuenca del Lago de Atitlán. Adicionalmente, contribuye a proyectos de reforestación de escuelas públicas, Ministerio de Medio Ambiente, Instituto Nacional de Bosques y Organizaciones Ambientales no lucrativas. Asisten a las comunidades en mejorar sus prácticas agrícolas para preservar la flora y fauna local, generando empleo y mejorando la protección de fuentes de agua.

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER

En el proceso de fabricacion de cemento, cuentan con la certificación ISO 9001 para calidad, la ISO 14001 para la gestión ambiental y la OHSAS 18001 para seguridad industrial, que no se compran, se obtienen en base a criterios estrictos de trabajo.

Seguramente los típicos criticones negativos me enviarán mensajes preguntando cuanto me pagaron por escribir esta nota. Les respondo de ante mano, para que no se malgasten su tiempo ya que no les pienso responder, que el motivo por el cual la escribo es porque soy una fiel creyente en la filosofía libertaria, en que la empresa privada responsable y ética (subrayado) es la mejor fuente de inversión social y generadora de empleo. Nada da más dignidad al ser humano que el sentirse productivo y útil a su familia y a sí mismo por lo que es un empleo en el que el trabajador se sienta respetado, apreciado, se le exija pero reciba lo justo, será siempre la meta a perseguir por empleadores inteligentes.

Cementos Progreso no debiera ser la única. Espero más la imiten para que Guatemala pueda realmente proveer el empleo que tanto necesitan las nuevas generaciones y así, no sólo no emigre nuestra mano de obra, talento nacional, y capital (subrayado) sino que el país progrese en general porque el desarrollo genera más desarrollo.

República.gt es ajena a la opinión expresada en este artículo

SÍGUENOS EN
TE PUEDE INTERESAR