Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Internacional
Internacional
Opinión
Opinión
Inmobiliaria
Inmobiliaria

¿Cuáles son los mejores ejercicios para cada grupo muscular?

Edgar Quiñónez
28 de octubre, 2021

Determinar cuáles son los mejores ejercicios para cada grupo muscular puede resultar un tanto relativo. En este tipo de elecciones influyen diversos aspectos, entre los cuales sobresalen la actividad deportiva al que va dirigido el trabajo, el objetivo del entrenamiento y los gustos personales, entre otros.

Sin embargo, existen ejercicios que se caracterizan por su fama. ¿Pero qué los ha hecho reconocidos? Probablemente son los más realizados en rutinas para desarrollo muscular porque resultan bastante buenos para el organismo. Con base en esto, te mostraremos cuáles son los ejercicios específicos más útiles para cada grupo muscular.


Esta nota también te puede interesar: 5 ejercicios de entrenamiento funcional para la tercera edad


Ejercicios para cada grupo muscular

Dentro del entrenamiento existen diversos métodos que se centran en el desarrollo de diversas capacidades físicas. En este caso, te enseñaremos algunos de los ejercicios diseñados para cada grupo muscular principal, que se incluyen en rutinas de entrenamiento funcional y sirven para el estímulo específico del grupo muscular.

1- Dominadas

Las dominadas o pull ups, por su nombre en inglés, son uno de los ejercicios más realizados. Este tipo de trabajo compone rutinas de diversos métodos de entrenamiento gracias a sus beneficios.

Este ejercicio favorece el desarrollo de gran parte del cuerpo, como los brazos y la musculatura de la zona media. Sin embargo, las dominadas están dirigidas principalmente a la región de la espalda. Si bien son bastante complejas en su ejecución, permiten el fortalecimiento de los dorsales, el trapecio y el infraespinoso, entre otros.

Según una publicación de la Revista de Electromiografía y Kinesiología, las diversas variantes de las dominadas cuentan con un estímulo muscular diferente. A pesar de ello, todas se enfocan en los músculos mencionados con anterioridad.


2. Flexiones de brazo

Si no conoces las flexiones de brazo, puede ser por 2 razones: vives bajo las piedras o realmente no te interesa el entrenamiento en lo absoluto. Este ejercicio es quizás uno de los más realizados en el mundo, incluso desde la escuela en las clases de gimnasia.

Generalmente es un movimiento que trabaja un gran número de grupos musculares, la mayoría de manera isométrica. A pesar de ello, sobresale como una de las mejores opciones para fortalecer los pectorales.

La realización de dominadas con una buena técnica favorece el desarrollo del pectoral menor y mayor. Algunas personas prefieren ejercicios diferentes y más específicos, como el press de banca. No obstante, las flexiones tienen el plus de no necesitar ningún tipo de elemento para su ejecución.


3. Plancha isométrica

La plancha isométrica suele ser un ejercicio confuso, especialmente para aquellos que apenas comienzan en el mundo del entrenamiento. Su ejecución parece simple, pero es bastante compleja, razón por la que debes comenzar con calma.

Al hacer la plancha isométrica, se favorece el desarrollo muscular de la zona media. Allí se encuentran grandes grupos musculares como los abdominales, lumbares, glúteos y oblicuos, entre otros. Se aconseja ejecutar este ejercicio como una variante de las abdominales, especialmente si sufres algún problema de columna o debilidad muscular.


4- Sentadillas

Las sentadillas involucran todo el tren inferior. Este ejercicio se considera el “rey” para estimular las extremidades inferiores, aunque esto depende de la variante que ejecutes.

Generalmente, las sentadillas convencionales se centran en el desarrollo muscular de los cuádriceps y parte de los glúteos. Por lo tanto, incluirla en la rutina semanal te ayudará a fortalecer paulatinamente estos grupos musculares.


5- Peso muerto

El peso muerto es uno de los ejercicios más completos que existen. El trabajo muscular que este movimiento propicia se centra en la zona del core, la espalda y parte posterior de las piernas. Sin embargo, también puede ser empleado de manera específica para los isquiosurales y los glúteos.


SÍGUENOS EN
TE PUEDE INTERESAR