21° GUATEMALA
26/09/2022
Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Opinión
Opinión
Migrantes Chapines
Migrantes Chapines
Inmobiliaria
Inmobiliaria

¿Cuál es la diferencia entre dietista y nutricionista?

Edgar Quiñónez
08 de septiembre, 2021

Qué es una dietista y qué es una nutricionista. En los últimos años ha proliferado el mundo dietista y nutricionista. El aumento del sobrepeso a nivel poblacional y la mayor preocupación por la salud hacen que cada vez haya más profesionales que tengan como objetivo mejorar la alimentación de las personas. También ha influido la importancia que el contexto deportivo le da a la dieta.

Ahora bien, un dietista y un nutricionista no son lo mismo. El grado de formación varía y también la capacitación para tratar a determinados pacientes. Para que lo entiendas, te vamos a explicar las diferencias.


Esta nota también te puede interesar: ¿Cómo funciona la Vitamina B3? Todo lo que debes saber


¿Qué es un dietista?

El dietista es un profesional no considerado como sanitario, que ha estudiado un módulo de formación en dietética. Cuenta con la capacidad y la autorización para elaborar menús enfocados a personas sin patologías que pretenden mejorar algún aspecto de su vida o salud.

Por ello, es posible que un dietista ayude a enfocar un plan de pérdida de peso, diseñe una pauta de suplementación para incrementar el rendimiento deportivo o confeccione alguna estrategia con objetivo de belleza.

Fotografía de Sozavisimost en Pixabay, utilizada con fines ilustrativos.

Ahora bien, esta clase de profesionales no cuentan con los conocimientos fisiológicos, fisiopatológicos o dietoterápicos suficientes como para afrontar por medio de la nutrición el tratamiento de las enfermedades. Por este motivo, no pueden elaborar dietas o estrategias nutricionales para mitigar sintomatologías. Tampoco están capacitados para manejar nutrición enteral ni para trabajar en el contexto hospitalario.

Hay que tener en cuenta que por medio de la dieta es posible prevenir y tratar un gran número de patologías distintas. Por ejemplo, se ha demostrado que la epilepsia no sensible a la farmacología se puede abordar con dieta cetogénica, por ejemplo.

El diseño de estas pautas es complicado, ya que son muchas variables las que intervienen en el proceso. Además, suele ser necesario tener en cuenta la medicación que consume el paciente.


¿Qué es un nutricionista?

El nutricionista es un profesional sanitario que ha estudiado un grado en nutrición humana y dietética. Está capacitado para elaborar menús y dietas para personas con y sin patologías. También trabaja en el ámbito de la nutrición deportiva, puede desarrollar sus funciones en el contexto hospitalario y es posible que maneje las pautas de nutrición enteral para enfermos.

En este caso, los conocimientos en cuanto a funcionamiento del cuerpo humano son mucho mayores. Los nutricionistas tienen una visión más completa de la fisiología del organismo, del origen y progresión de muchas patologías complejas y de las posible interacciones entre fármacos y alimentos.

Aparte, pueden ser especialistas en fitoterapia, por lo que conocen las propiedades de las plantas medicinales para el tratamiento de las dolencias. Por ejemplo, el cardo mariano es un producto de origen vegetal que permite prevenir y mejorar muchas lesiones y enfermedades de carácter hepático. Así lo evidencia una investigación publicada en la revista Phytoterapy Research.


En los últimos años ha proliferado el mundo dietista y nutricionista. El aumento del sobrepeso a nivel poblacional y la mayor preocupación por la salud hacen que cada vez haya más profesionales que tengan como objetivo mejorar la alimentación de las personas. También ha influido la importancia que el contexto deportivo le da a la dieta.

Ahora bien, un dietista y un nutricionista no son lo mismo. El grado de formación varía y también la capacitación para tratar a determinados pacientes. Para que lo entiendas, te vamos a explicar las diferencias.

¿Cuándo acudir al dietista?

Si lo que quieres es mejorar la dieta y no presentas ninguna patología que condicione la alimentación, puedes acudir a un dietista para que te elabore un plan nutricional. Por medio de un menú variado y equilibrado desde el punto de vista energético podrás conseguir un buen estado de salud.

Solo asegurando un mayor consumo de alimentos frescos frente al de ultraprocesados, una reducción en la ingesta de azúcares simples y la supresión en la presencia de refrescos azucarados y de alcohol, se consiguen grandes progresos.

Hay que tener en cuenta que esta última sustancia resulta tóxica independientemente de la dosis consumida. Existen evidencias conforme es capaz de dañar al organismo a medio plazo.


¿Cuándo acudir al nutricionista?

Puedes visitar al nutricionista para mejorar la dieta sin tener ninguna patología previa. También para adaptar la pauta y lograr un mayor rendimiento deportivo. Pero sobre todo, has de hacerlo si te han diagnosticado una enfermedad, ya que por medio de la alimentación se consigue mejorar el tratamiento.

Con un cambio de hábitos es posible lograr la supresión de parte de la farmacología a mediano plazo. En ocasiones, solo es necesario reestructurar la dieta y conseguir mejorar el estilo de vida para experimentar una mejora notable en la salud.

Por ejemplo, practicar ejercicio de fuerza de forma diaria, dormir bien cada noche y exponerse al sol de forma frecuente puede generar resultados muy satisfactorios. Ahora bien, algunos de estos hábitos han de estar supervisados por un profesional.

  • TAGS RELACIONADOS:
  • salud
SÍGUENOS EN
SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER DE VIVE