Los diputados se preparan para dejar de lado su trabajo legislativo y enfocarse en el descanso de la Semana Santa. Aunque las actividades legislativas concluyen el viernes 7 de abril cuando se celebra la famosa Huelga de Dolores, la presencia de los diputados empieza a disminuir.

De seguir convocando los miércoles para discutir las reformas constitucionales, serían seis sesiones plenarias las que se realizarían previo al descanso de la Semana Mayor. El último decreto aprobado fueron las reformas al Código de Trabajo.

Se ha evidenciado en varias ocasiones la falta de apoyo a las reformas constitucionales

Los diputados aún tienen una larga fila de temas pendientes entre las que se encuentra la Ley de Competencia y Ley de leasing entre otras. Además, deben resolver el camino a seguir para elegir a los representantes ante la Junta Monetaria y el Registro Nacional de la Personas (Renap).

También debe definir quienes se quedarán con la presidencia de las Comisiones de Asuntos Electorales y del Migrante. Esta última es de vital importancia para el proceso de elección del Secretario de Consejo Nacional de Atención al Migrante Guatemalteco (Conamigua) que dejó en suspenso la Corte de Constitucionalidad.