23° GUATEMALA
28/06/2022
Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Guatemala
Guatemala
Migrantes Chapines
Migrantes Chapines
Inmobiliaria
Inmobiliaria

Y ahora ¿en dónde están los políticos de la vieja guardia?

Redacción República
05 de agosto, 2016

Hoy es 5 de agosto 2016. Pasaron ya once meses de las últimas elecciones generales y a casi un año de ese evento, el panorama dista muchísimo del que se vivió hace cuatro años. Para empezar, habían transcurrido siete meses de la toma de posesión de las autoridades del Partido Patriota (PP), el Congreso se había constituido como el gran protagonista y en este organismo, la agrupación política que daba por sentado que ganaría la presidencia el año pasado, reinaba junto con el oficialismo.

Al finalizar los últimos dos procesos electorales, la campaña iniciaba días después, los opositores somataban la mesa, emprendían acciones de presión disfrazadas de fiscalización y tenían apariciones públicas en conferencias y algunos anuncios en medios de comunicación; sin embargo, tras las gestas cívicas que marcaron 2015, se observa una ausencia de esos protagonismos en la palestra política y por primera vez, se puede decir, que el futuro presidente es completamente incierto.

Tres de los candidatos que encabezaban sondeos meses antes de la convocatoria a elecciones, tienen escasa presencia ahora: Manuel Baldizón, de la casi extinta Libertad Democrática Renovada (Líder) apenas actualiza sus redes sociales. Alejandro Sinibaldi, quien se perfilaba por el oficialismo, tiene orden de captura y  Sandra Torres, tiene actividad en Twitter, pero en la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE), urgen la presencia de nuevos liderazgos.

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER DE POLÍTICA

¿Qué dicen los expertos? Que la mesa está limpia y este momento de reforma a las leyes debe tener especial atención si se quiere conseguir la renovación del sistema político en las próximas elecciones, en 2019.

José Carlos Sanabria, de la Asociación de Investigación y Estudios Sociales (Asies), describió algo positivo porque  “la mesa está libre, hay cambios normativos que potencian esta oportunidad”, finalizó, mientras que el consultor en imagen política, Roberto Carlos Escoto, asegura que hay una expectativa a la baja y decepción acerca de”la nueva política”, por lo tanto, el problema es que hay dueños en los partidos y ahora deben tener una nueva imagen y nuevos cuadros y posicionarse”, concluyó.

Felipe Bosch, presidente de la Fundación para el Desarrollo de Guatemala (Fundesa), dijo que el país vivió un “parteaguas” el año pasado, similar al de 1985 con el inicio de la era democrática y en 1996, con la firma de los Acuerdos de Paz, mientras que Diego Marroquín del Movimiento Cívico Nacional (MCN), explica que hay una “excelente oportunidad” para los partidos políticos con una participación ciudadana más activa”.

Santiago Palomo Vila, del Centro para la Defensa de la Constitución (Cedecón), afirmó que el panorama cambió “drásticamente” en 2015 y hay expectativa con la renovación de los cuadros políticos. “No hay caras visibles y los personajes que eran los referentes no están en el imaginario colectivo”, indicó y citó a Sinibaldi, Baldizón y Torres, cuya ausencia en una primera lectura sería positiva en para formular un cambio en la clase política.

Para Jorge Wong, politólogo de la Universidad de San Carlos de Guatemala (Usac), existe incertidumbre política para mediano plazo, aunque también ve positivo el panorama. “Es un tiempo que debe aprovecharse en reformas, pero hay que tener cuidado porque se está reformando todo, como la Ley de Servicio Civil, Ley Electoral y la Constitución”.

SÍGUENOS EN
SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER DE POLÍTICA