17° GUATEMALA
28/09/2022
Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Opinión
Opinión
Migrantes Chapines
Migrantes Chapines
Inmobiliaria
Inmobiliaria

La iniciativa de ley que confronta a diputados y la CGAB

Braulio Palacios
07 de octubre, 2018

La iniciativa de ley de promoción de alimentación saludable que busca se coloque un sello de advertencia nutricional al frente de cada empaque o lata llegó al Congreso. No todos apoyan la propuesta.

La Cámara Guatemalteca de Alimentos y Bebidas (CGAB) considera que la propuesta de ley, promovida por la Comisión de Desarrollo Social, como una amenaza directa a la producción, al comercio y a la economía del país.

Enrique Lacs, director ejecutivo de la cámara empresarial, señala que el primer afectado es el consumidor, luego el producto nacional e importador, ya que hay productos que no podrían cumplir con el reglamento del nuevo etiquetado.

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER DE POLÍTICA

“El anteproyecto de ley obliga a reformular muchos de los productos que están en el mercado, lo cual requiere inversión, capacidad técnica y tiempo”, explica.

El diputado Jairo Flores, del partido de la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) y quien dirige la Comisión que presentó ante el pleno la ley de promoción saludable, niega una regulación en el comercio o que se vayan a generar pérdidas a las empresas que producen alimentos.

“La iniciativa lo que propone es que se coloque un sello sencillo de entender, que diga: ‘Alto en azúcar’, ‘Alto en grasa’ o ‘Alto en sodio’. Entonces, ya las personas pueden saber que ese producto les puede causar un daño en su salud. No estamos diciendo: ‘No lo consuma”‘, explicó Flores.

Según el diputado de la UNE la iniciativa vendría a proteger el derecho a la salud y su fin es reducir las enfermedades crónicas y no transmisibles, ya que el Estado no puede soportar el costo de los guatemaltecos enfermos por diabetes, sobrepeso u otras enfermedades.

Para Enrique Lacs, el tema de salud se deriva de los malos hábitos alimenticios, los excesos del consumo y la falta de ejercicio y, con impuestos no se resolverá.

“Creemos que esta iniciativa no es necesaria. Los productores nacionales cumplimos con normas nacionales e internacionales referentes a las cantidades de nutrientes y etiquetado”, dijo.

Elevaría precios

La CGAB también advierte que el impacto del nuevo impuesto que se aplicaría en forma directa a la cantidad de etiquetas en forma de sellos de advertencia sobre el exceso de cada ingrediente, como se propone en la iniciativa .

El rango del nivel impositivo va desde 5% hasta 35% sobre el precio final del producto al consumidor. “Este impuesto causará un grave impacto en la económica familiar, y no necesariamente resolverá la obesidad de la población”, según Lacs.

Foto ilustrativa: lanacion.cl

SÍGUENOS EN
SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER DE POLÍTICA