Política
Política
Empresa
Empresa
Investigación y Análisis
Investigación y Análisis
Internacional
Internacional
Opinión
Opinión
Inmobiliaria
Inmobiliaria
Agenda Empresarial
Agenda Empresarial

Recursos energéticos agravan la disputa por el Esequibo

Arte: Gabo@
Marcos Jacobo Suárez Sipmann
23 de noviembre, 2023

Es noticia. Venezuela realizó el domingo con “éxito” el simulacro de referéndum por el Esequibo, la zona en disputa con Guyana. Caracas impulsa un referéndum consultivo para el próximo 3 de diciembre.

  • En la consulta se preguntará a los ciudadanos de la República Bolivariana si apoyan otorgar la nacionalidad venezolana a los 128,000 habitantes de ese territorio.  
  • Se pretende averiguar asimismo si respaldan la creación de un estado llamado “Guayana Esequiba”. Un área con una superficie de casi 160,000 km².  
  • El Esequibo ocupa aproximadamente dos tercios de la actual República Cooperativa de Guyana.   

Por qué importa. En el Esequibo hay oro y diamantes. Y, sobre todo, importantes reservas de petróleo crudo, entre otros recursos. La pugna con Venezuela se exacerbó con el descubrimiento de yacimientos petroleros y las negociaciones de Guyana con el gigante energético estadounidense ExxonMobil para su explotación.  

  • Guyana culminó en septiembre una ronda de negociaciones con empresas trasnacionales para explotar zonas marítimas. Caracas reclama la delimitación de estos sectores. Califica esas licitaciones como “violaciones del derecho internacional”.  
  • El gobierno venezolano desea explotar nuevas reservas. El motivo: son distintas al crudo pesado que suele procesar, de menos valor y producción más cara.  
  • Guyana, por su parte, tiene el potencial de dejar atrás una economía dependiente de productos con mercados fluctuantes para afianzarse en una que implica la infusión de millones de dólares.  

Fisgón histórico. La disputa tiene huellas que se remontan al siglo XVIII, pero el litigio continúa. Ha llegado a la Corte Internacional de Justicia (CIJ), máximo órgano judicial de Naciones Unidas.  

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER DE EMPRESA
  • Guyana exige declarar la validez del Laudo Arbitral de París de 1899. Este dictamen adjudicó a Reino Unido, gran parte de la zona en reclamación. El gobierno de Caracas lo considera “fraudulento, nulo e írrito”.
  • Venezuela confía en que el Acuerdo de Ginebra, firmado en 1966, resolverá la controversia. Mas ya se ha aplicado sin éxito en múltiples fases. Sus mecanismos y postulados resultaron fallidos.
  •  El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, escogió en 2018 la CIJ para zanjar el asunto. Venezuela se resiste a participar en el juicio ante la Corte.  

Voces. El embajador venezolano retirado, Milos Alcalay, critica la redacción de las preguntas del referéndum. Es “larga y contradictoria” y las consultas se hacen “incomprensibles y agresivas sin necesidad”.  

  • Según Carl Greenidge, ex canciller de Guyana, solo la CIJ puede “proteger” los derechos de su país y evitar un “caos” en la región. Alerta sobre amenazas “irreparables”.  
  • Jorge Rodríguez, presidente de la Asamblea Nacional, califica al mandatario de Guyana, Irfaan Ali, como “esclavo de ExxonMobil”.  
  • Para la vicepresidenta venezolana, Delcy Rodríguez, es inaceptable pretender abrogar el orden constitucional venezolano intentando impedir la consulta.  

Sí, pero. El Esequibo es una de las pocas cuestiones en que coinciden públicamente Nicolás Maduro y sus opositores. Ambos bloques reivindican los “derechos históricos, soberanos e inalienables” sobre esta área.  

  • No obstante, María Corina Machado, exdiputada de oposición, ha instado al régimen a suspender el referéndum no vinculante porque, a su juicio, perjudicaría la defensa del Esequibo en la CIJ.  
  • “La soberanía se ejerce, no se consulta. (Este acto) es mucho más grave que una mera distracción, es una equivocación”.  
  • Machado propone convocar a los mejores expertos y presentar una contramemoria inobjetable, que demuestre los derechos de Venezuela sobre el territorio.  

¿Ahora qué? El primer ministro Mark Phillips subraya que la reclamación venezolana representa un riesgo para las inversiones en Guyana. Además, supone una amenaza continua y directa a la soberanía e integridad territorial.   

  • El régimen chavista reforzó las tropas en la frontera con Guyana. El pretexto: una ofensiva contra la minería ilegal.   
  • Algunos informes parecen indicar que militares venezolanos construyen una pista de aterrizaje en las inmediaciones de la frontera.  
  • Para Andrei Serbin Pont, analista geopolítico, la posibilidad de un conflicto armado es “una preocupación seria”. Una “malvinización” de las crisis internas del chavismo es “un riesgo latente”.  

Ecos regionales. EE. UU. promueve negociaciones y acuerdos con el gobierno de Maduro, al tiempo que defiende el derecho de Guyana de aprovechar recursos en la zona reclamada.  Ambos asuntos no representan un conflicto de intereses para la diplomacia norteamericana.  

  • Washington considera que el Laudo Arbitral de 1899, que fijó los límites fronterizos, debe respetarse. A menos que las partes lleguen a un nuevo acuerdo o un cuerpo legal competente decida sobre la materia.  
  • Sigue de cerca la implementación de la ruta electoral acordada en Barbados. La administración Biden tomará acciones si Maduro y sus delegados no cumplen su palabra.  
  • El respaldo estadounidense a la exploración petrolera en aguas del Esequibo y las inversiones en ellas de compañías, como Exxon y Chevron, no debería afectar los acuerdos firmados en Barbados. 
SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER DE EMPRESA